La mujer fue denunciada por personal de un supermercado de Carrodilla.

Hoy se confirmó la cesantía de una inspectora de la Dirección de Fiscalización y Control del Ministerio de Economía y Energía, luego la denuncia de un supermercado de Carrodilla que aseguraba que la mujer pedía mercadería a cambio de no efectuar multas.

El encargado del comercio de Luján de Cuyo, testigo de esta situación, declaró:  “Si nosotros le dábamos algo para evitar multas, ellos harían las actas diciendo que estaba todo en orden y no nos harían las multas”.

El responsable del supermercado había declarado también: “Las mismas son muy elevadas según el motivo. Piden mercadería por el valor de $1.000 cada uno. Los inspectores toman carros, hacen como que controlan la mercadería, pero en realidad están comprando cosas para ellos. Luego hacen las respectivas actas donde dicen que se encuentra todo en condiciones”.

Los hechos ocurrieron el 9 de septiembre de 2016 y, si bien la denuncia abarca a más personas, en la actual investigación plasmada en el decreto 1642/20 solo se sanciona a una inspectora, ya que las otras dos apuntadas tenían contratos de locación de servicios y no podían ser sumariados. Asimismo, posteriormente se conoció una situación similar en una sucursal de la misma cadena pero en Eugenio Bustos, y los dos casos quedaron registrados en las videograbaciones.

Además de la cesantía sujeta a exoneración, se comenzó una causa penal por el delito de cohecho activo.


-->