El ex gran arquero paraguayo de Vélez Sársfield, San Lorenzo y su selección nacional, José Luis Félix Chilavert, nunca tuvo pelos en la lengua, y tampoco ahora. En esta larga y exclusiva entrevista con “Jornada”, no dejó tema sin tocar en referencia a la Conmebol: las fortunas que ganan los dirigentes en desmedro de los jugadores, el rol del sindicato de futbolistas, la AFA y su presidente, Claudio “Chiqui” Tapia, las quejas de Messi por las irregularidades en los arbitrajes en la pasada Copa América y hasta el caso de River y sus dos jugadores suspendidos por doping en 2017. Chilavert fue querellado por el presidente de la Conmebol, Alejandro Domínguez, y denuncia que fue amenazado de muerte en los últimos días.

Por Sergio Levinsky, Especial para Diario Jornada


–        ¿Cómo estás llevando la cuarentena, José Luis?

–        Tranquilo, acá en mi departamento de Buenos Aires, leyendo mucho online, y contento, porque estoy presentando pruebas contra esta conducción de la “Corrupbol” porque no puede ser que el fútbol sudamericano siga aceptando estas cosas que pasan. Hay que poner un límite. Y creo que estoy en el camino correcto.

–        Alejandro Domínguez, el presidente de la Conmebol, te hizo una querella por calumnias e injurias por tus acusaciones contra él y su conducción por corrupción.

–        Presentaremos la defensa. Yo estoy dispuesto a ir hasta el final. Y mis abogados (Alejandro Sánchez Kalbermatten en Argentina, Pedro Wilson Marinoni en Paraguay) dicen que Domínguez puede terminar en prisión con las pruebas que tenemos (la audiencia de conciliación es el próximo 16 de junio en Asunción). Yo estaba esperando que me denunciase. Pensaba que era más inteligente, pero no. Hasta sus tweets son pruebas. Él basa todo en calumnias e injurias pero no tiene argumentos sólidos para presentar.

–        También recibiste amenazas…

–        Así es, en el buzón de voz de mi teléfono, así que presentamos una denuncia por amenazas, que llegaron dos días después de la querella

–        ¿Qué te dijeron, si se puede saber?

–        “Che, paraguayo, dejá de hacerte el boludo de hablar de la Conmebol. Te vamos a hacer mierda a vos y a los tuyos. ¿Clarito, paragua?”. Mis abogados creen tener identificada la voz. De todos modos, si me llega a pasar algo a mí o a mi familia, culpo directamente a Domínguez. En la Justicia de Estados Unidos, Paraguay y Argentina saben perfectamente quién puede ser el responsable.

–        Siempre te quise preguntar. ¿No temés que con el poder que tiene la Conmebol, la Justicia no falle a tu favor aunque tuvieras razón?

–        No, para nada, Ellos serán la Conmebol pero yo soy José Luis Chilavert y confío en mis pruebas y en mis abogados y además, ahora, esta querella me abre las puertas porque ahora estos dirigentes estarán forzados a presentar los números de sus ganancias, de los balances y vamos a ver qué pasa, pero por algún lado esto tienen que saltar, porque hay algo muy importante…

–        A ver…

–        La Justicia y el Comité Ejecutivo tienen más poder que el presidente y si éste no va con la verdad, los que lo tienen que sacar de su lugar son los presidentes de cada federación y si no lo hacen, son cómplices.

–        ¿Y cómo está ahora la situación internacional de Alejandro Domínguez?

–        Ahora Gianni Infantino, el presidente de la FIFA, está peleado con Domínguez porque lo dejó mal parado cuando llegó a acuerdos con la UEFA. Fijate que después de esa reunión “de trabajo” UEFA-Conmebol, Infantino no fue a Paraguay, a la sede de la Conmebol porque sabe que so le genera inestabilidad.

–        Ahora aparece una serie sobre el FIFA-Gate…

–        Siempre que está en juego el dólar interviene la Justicia norteamericana.  Estoy seguro de que la serie le va a encantar a muchos y muchos deben estar asustados. Todavía no la vi pero la voy a ver.  Ellos hacen desde siempre lo que quieren y hacen fortuna cuando los clubes no se pueden sostener, pero ellos se llenan los bolsillos. Tanto hacen lo que quieren que  fijate lo que fue el escándalo en la final de la Copa Libertadores 2018 entre Boca y River.

–        ¿Hacia dónde apuntás?

–        Lo de Infantino y Domínguez ese sábado en la segunda final del Monumental que se suspendió, diciendo que el partido se tenía que jugar igual cuando había jugadores de Boca que no estaban en condiciones de hacerlo, no fue otra cosa que una patoteada. Osvaldo Pangrazio, que sigue siendo jefe médico de la Conmebol, y que es familiar muy cercano a José Napout (dirigente paraguayo que llegó  ser presidente de la Conmebol e involucrado en el FIFA-Gate), presentó un certificado médico que habilitaba para jugar cuando él no es oftalmólogo y varios jugadores tenían lesiones en la vista. Eso es un escándalo, pero todos siguen ahí, como si nada pasara y no puede ser. Y Domínguez trabajó con Napout. Además, te hago una pregunta.

–        Dale

–        ¿Cuánto se recaudó en la final de Madrid? Nunca se supo exactamente cuál fue la recaudación de ese partido, y es la final de la Copa Libertadores. ¿Cómo puede ser que estas cosas pasen? Tengo todos los papeles que hablan por sí solos. La Conmebol es una entidad sin fines de lucro y Domínguez cobra una fortuna,  cada presidente de federación cobra 44.000 dólares por mes y los empleados por debajo de Domínguez cobran 30.000 dólares,  y se les pagan bonos de 100.000 dólares anuales, además de sus salarios, cuando la ley paraguaya no acepta que se pagan bonos en una entidad sin fines de lucro como la Conmebol. Pero me enteraré de muchas más cosas cuando se vean obligados a presentar las pruebas.  Además, si tienen tanto éxito, tan buenos balances, ¿por qué no soñar con estadios lujosos como los que tienen en Europa? Y resulta que la mayoría de mis compañeros están mal, y ellos, llenos de dinero. No cierran esas cuentas.

–        Otro tema controversial de esta Conmebol es el tema de las intervenciones en las federaciones.

–        Es terrible eso. Intervienen en Uruguay, pero no lo hacen en Ecuador o Perú, con situaciones mucho más graves. Ni hablar en el caso de Edwin Oviedo, ex presidente de la Federación Peruana, involucrado en casos en os que intervino la Justicia (detenido con prisión preventiva por los casos “Los Wachiturros de Tumán” y “Los Cuellos Blancos del Puerto”) pero ni así ameritaba una intervención. Hacen lo que quieren y nadie dice nada. Por ejemplo, Infantino y Domínguez fueron muchas veces a Brasil para reunirse con el ex presidente de la Confederación Brasileña (CBF), Marco Polo del Nero, que era la única manera de verlo porque él no puede salir de su país porque lo agarra Interpol por el FIFA-Gate. Y ellos sabían todo eso y sin embargo, viajaban a verlo. O sea que eran cómplices.

–        El único Marco Polo que no viaja

–        Exactamente

–        Y ni hablar en el caso de los dos jugadores de River con doping en la Copa Libertadores (Lucas Martínez Quarta ante Emelec de Ecuador, y Camilo Mayada ante Melgar de Perú, por la fase de grupos en 2017)  que todavía no se sabe qué fue lo que consumieron, porque se sabe que los jugadores ingirieron un diurético que sirve para tapar el doping. y mis abogados siguen esta causa, pero nos tratan de tontos y hacen la vista gorda. Y esto lo saben el presidente del club, el médico…pero no pasa nada. Me imagino que la Conmebol debe tener los informes del laboratorio y espero que nos de alguna respuesta

–        Es muy duro lo que decís…

–        Pero es sí. En el fútbol, los únicos sanos son los jugadores y fijate que en la pasada Copa América de Brasil, Messi dijo lo que sentía. Cuando Messi dijo lo que dijo, me extraña que no lo hayan defendido. Quedó comprobado que todos los dirigentes son cómplices y que hacen lo que se les da la gana. La Conmebol se maneja como una dictadura, que oculta los salarios que ganan y se llevan fortunas, mientras hay muchos clubes en todo el continente que no se pueden sostener económicamente.

–        ¿Y por qué pensás que los sindicatos de los futbolistas no dicen nada ni se quejan?

–        Habrá que preguntarles a los sindicalistas. Yo estoy orgulloso porque debo ser el último dinosaurio o guerrero vivo que se mete en el antro de la corrupta Conmebol. Pero parece mentira que los dirigentes ganen cientos de miles de dólares y yo conozco chicos que juegan en Primera y que tuvieron que vender empanadas para sobrevivir. Yo lucho por defender los derechos del jugador.

–        También hay controversia por lo del spray de los tiros libres. El inventor de ese spray, el argentino Pablo Silva, está en un juicio millonario contra la Conmebol y la FIFA.

–        Los que inventaron el spray tienen que pedir una indemnización millonaria por lo que les hicieron. ¿Cómo no les van a pagar? Es penoso que se esté usando en todo el mundo y que ellos no reciban lo que merecen. Me solidarizo con ellos.

–        Nadie se atreve a decir estas cosas…

–        Y bueno. Muchos dicen que callado ganaría millones pero en la vida hay que ser leal y honesto y no se puede quedarse callado con el amaño del doping en el fútbol o con la corrupción. Hay que denunciarlo. Hay que defender el fútbol limpio, transparente, normal, sin doping. Esto que pasa con Domínguez es parte de la lucha de clases. Por un lado, él pertenece al jet-set y yo, al campo popular. Yo nací pobre y conseguí todo en mi vida con educación y trabajo. Yo pude demostrar en 25 años de trayectoria todo mi patrimonio cuando él quebró todas las empresas y es un inepto. Además, su familia colaboró con la dictadura de Stroessner y se beneficiaron en ese tiempo.

–        Y entrando ya en el fútbol argentino, ¿cómo ves lo que pasa en la AFA?

–        Por un lado, no entiendo al presidente Tapia porque después de lo que le hicieron a la selección argentina en la Copa América pasada, me citó dos veces al predio de Ezeiza para conversar y hablaba muy mal de Domínguez, y  ahora es íntimo de él, pero además, congelaron los descensos para beneficiar a los clubes amigos, y tampoco entiendo por qué decidieron tan pronto las plazas a la Copa Libertadores de 2021.

Las mejores atajadas de Chilavert

También hacia goles


-->