Superuco ganó el oro internacional por Mendoza de las Great Wine Capitals en la categoría Prácticas Sustentables.

La bodega mendocina, con su finca de Los Chacayes, Tunuyán, se alzó con este importante premio en la categoría Prácticas Sustentables.

El jurado internacional de los Best Of Wine Tourism 2021 se reunió de forma online. Del encuentro participó un representante de cada ciudad miembro de la red.

Acaba de finalizar la Asamblea Anual de las Grandes Capitales del Vino, este año de manera virtual. Una de las primeras actividades, de la cual participa un representante de cada ciudad miembro de la red, fue la reunión del jurado internacional. Allí, cada ciudad presentó a los ganadores locales del concurso Best Of, en cada categoría.

Por Mendoza, los primeros lugares los obtuvieron:

Restaurante: Bodega Diamandes

Prácticas Sustentables: Bodega Superuco

Arquitectura y Paisajes: Bodega Solo Contigo

Experiencias Innovadoras: Bodega Monteviejo junto a Wine Institute, Asociación de Sordos de Mendoza, Gilsa (Grupo de Instructores de Lengua de Señas Argentina), Reencarnaciones, experimentación artística y Topos Cultura Accesible.

Servicios Relacionados: Universidad del Aconcagua (Diplomatura en Gestión de Enoturismo)

En esta instancia, se elige a un ganador Oro por cada ciudad miembro. Por Mendoza, el premio fue para la bodega Superuco, cuya finca Los Chacayes, en Tunuyán, con este reconocimiento, se transforma en un ejemplo de prácticas sustentables entre las bodega del mundo.

Agricultura orgánica y biodinámica

Las uvas para elaborar los vinos de Superuco provienen de tres microterruños del Valle de Uco: las tierras elegidas son Gualtallary, en Tupungato; Altamira, en San Carlos y Los Chacayes, en Tunuyán.

En Los Chacayes existe una huerta orgánica, que es cuidada por la familia y los trabajadores de la bodega. Es el corazón del lugar y tiene forma circular. Es hogar de plantas medicinales, como la ortiga o la milenrama, que ayudan en las prácticas biodinámicas de producción de vino.

Muchas de esas hierbas son utilizadas para las infusiones de montaña “Eres”, emprendimiento llevado a cabo por dos de las mujeres de la familia Michelini.

Durante la pandemia, realizaron compost y le agregaron preparados biodinámicos que ayudan a mejorar los nutrientes para la tierra.

En la bodega, no se agregan levaduras externas, sólo las producidas por la misma uva. De igual forma, no colocan más de la mitad de los sulfitos permitidos.

El prensado de la uva es hecho con los pies, lo cual hace el proceso más artesanal y humano. Muchos de los turistas son parte del proceso, si visitan la bodega durante los días de cosecha.

La bodega fue sede de IX Encuentro Internacional de Vitivinicultura Biodinámica, en noviembre de 2019. Expertos de Francia, Estados Unidos, España, Chile y Argentina participaron en charlas sobre ciencias biodinámicas, en camino hacia la sustentabilidad holística del proceso de producción de eso que tantas veces nos emociona: el vino.