El jefe de Gabinete explicó los detalles por los que Argentina “se bajó” como sede del torneo continental.

El jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, reconoció que la Argentina no está en condiciones de organizar la Copa América y por tal motivo ayer se tomó la decisión conjunta con la Conmebol de suspender el torneo de selecciones de la región que iba a realizarse en el país.

“Con tantos casos no podíamos llevar adelante la organización de un campeonato de estas características”, aseguró el funcionario esta mañana en el aeropuerto internacional de Ezeiza, donde presenció el arribo de un avión con más de 2 millones de vacunas de AstraZeneca.

El ministro coordinador explicó que las autoridades argentinas estuvieron en permanente contacto con los dirigentes de la Conmebol con el objetivo de buscar alternativas para poder cumplir con el compromiso asumido. “Pero la realidad epidemiológica lo impidió”, reconoció.

El Gobierno tuvo un giro discursivo en el tema. Hasta ayer a la tarde, los integrantes del Gabinete defendían la realización del torneo. Decían que era seguro y que podía disputarse sin inconvenientes en virtud de los protocolos que se aplican en el fútbol.

La ministra de Salud, Carla Vizzotti, que esta mañana acompañó a Cafiero a Ezeiza, declaró el domingo por la mañana que la cantidad de personas que se iban a movilizar no era un “numero tan grande” y por tal motivo era posible avanzar con la competición. El domingo por la noche, el ministro del Interior, Eduardo “Wado” de Pedro, comunicó por redes sociales que no iba a ser posible cumplir con la organización del certamen. Y minutos después fue la propia Conmebol la que confirmó que retiró al torneo de la Argentina.

A Vizzotti ya le había sucedido algo similar el 14 de abril, cuando dio una conferencia de prensa para pedirles a las familias que prioricen las salidas para que los chicos vayan a las clases presenciales. Pocas horas después, el presidente Alberto Fernández ordenó cerrar las escuelas por el aumento de casos.

La localía del campeonato de fútbol iba a ser compartida con Colombia, pero el país “cafetero” decidió retirarse de la organización por la crisis social que atraviesa. En las próximas horas se informará dónde se disputará el torneo. Es una situación especial porque varios países de la región están en pleno foco de la segunda ola de coronavirus.

La Argentina es el noveno país con más casos de coronavirus: ayer, domingo, se registraron 21.346 nuevos contagios y 348 muertes. Con estos datos, el total de positivos en el país desde el inicio de la pandemia asciende a 3.753.609 y las víctimas fatales son 77.456.

Mientras tanto, la selección argentina se prepara en Ezeiza para los próximos partidos de Eliminatorias -que habían sido suspendidos cuando se desató la pandemia- y a la expectativa de qué sucederá con la Copa.

Fuente Infobae.


-->