Pelé, Roberto Gómez Bolaños, Raffaella Carrá, Mike Tyson, Lionel Messi, Fidel Castro… ¿Quién podía tener a estos personajes como invitados en su programa de televisión? Sí, sólo él y nadie más que él: Diego Armando Maradona, barrilete cósmico. Lo hizo hace 15 años, en La noche del 10, por El Trece. Un show volcánico, intenso, estridente, bien a lo Diego. Sólo faltaba que el conductor entrara al estudio a bordo de un camión Scania.

El ciclo se estrenó el 15 de agosto de 2005 y duró 13 episodios. Era, básicamente, un programa de entrevistas. Pero también se jugaba al fútbol-tenis y había musicales. Y fue un éxito: entre otros momentos de alto impacto, alcanzó los 40,3 puntos de rating cuando Diego le pateó un penal a su amigo y coequiper Sergio Goycochea. Sí, de héroe a héroe: el del Mundial 86 y el del Mundial 90.

Los entendidos lo premiaron: aquel año, La noche del 10 se llevó el Martín Fierro en la categoría “mejor programa de interés general”. Y los más importantes que entregaba Clarín Espectáculos, incluido el de Oro, con una ceremonia en el Teatro Colón. A poco que debutó, Maradó, Maradó…, cantaría Rodrigo con el pelo pintado de celeste.

La idea de que Diego se convirtiera en anfitrión televisivo fue de un tridente con experiencia: Adrián Suar, Pablo Codevilla y Coco Fernández.

Aquí la nota con otro grande del fútbol mundial, el Rey Pelé.