Agentes municipales de la Capital, junto a efectivos policiales, detuvieron en distintos puntos de la Ciudad a dos personas por conducir en estado de ebriedad.

El primero de los hechos sucedió a las 3.40 del jueves 10, cuando personal de la UEP observó en extraña situación a un Ford Escort en la intersección de Suipacha y Perú. Luego de que el conductor detuviera su marcha, se constató que estaba en estado de ebriedad. El examen de alcoholemia arrojó un resultado de 3,208g/l. La persona fue detenida y más tarde liberada, mientras que se le secuestró el vehículo y la licencia de conducir.

El otro evento aconteció alrededor de las 3.50 del mismo jueves, cuando agentes de tránsito municipales detuvieron a una persona que conducía un Renault Logan. Al llegar la fuerza policial, se le realizó el test de alcoholemia y entregó un resultado de 2,845g/l. A continuación se le secuestró el auto y también la licencia de conducir.

La Ciudad de Mendoza en conjunto con la Policía de Mendoza, realizan en forma permanente el patrullaje en la Ciudad. Además de la observación de terreno que llevan a cabo, están conectados con distintas plataformas tecnológicas que permiten activar el móvil más cercano al hecho delictivo reportado.