Un niño de 5 años murió esta madrugada en el Hospital de la localidad neuquina de Plottier tras ingresar a la guardia médica con un cuadro cardio-respiratorio que habría sido causado por la ingesta el día anterior de dióxido de cloro, informaron fuentes oficiales

El deceso se produjo a la 1.15 de esta madrugada al no responder a las maniobras de reanimación practicadas por el equipo médico que lo atendió en el centro de salud adonde ingresó a la 0,20 de hoy.

El Ministerio de Salud de Neuquén informó en un comunicado que “se realizó una denuncia policial por muerte dudosa” y que “del interrogatorio a sus familiares, se desprende que el día anterior el niño había consumido dióxido de cloro”.

“En este sentido, es importante recalcar que desde el Ministerio de Salud se comunica y se adhiere a las recomendaciones realizadas sobre el no consumo (ingesta, inhalación, inyección, etc.) de productos que contengan dióxido de cloro, clorito de sodio, hipoclorito de sodio o derivados”, señala el parte oficial.

Indica que “el dióxido de cloro es un gas de color amarillo o amarillo-rojizo utilizado como blanqueador en la fabricación de papel, en plantas públicas de tratamiento de agua y en el proceso de descontaminación de construcciones (Agency for Toxic Substances and Disease Registry [ATSDR], 2004). Toxicidad”.

Entre las reacciones que puede provocar a las personas destaca “la disminución de la presión arterial que puede dar lugar a síntomas graves como complicaciones respiratorias debido a la modificación de la capacidad de la sangre para transportar oxígeno”.

También “la inhalación a través de nebulizadores puede generar edema pulmonar, broncoespasmos, neumonitis química y edema de glotis e incluso producir la muerte si se las exposiciones están por encima del valor límite de exposición profesional”.

Se aguardan los resultados de la autopsia al cuerpo del pequeño para que la justicia avance con la investigación iniciada hoy a partir de la denuncia radicada por las autoridades sanitarias.

Qué es el dióxido de cloro y por qué es peligroso su consumo

El médico toxicológico Horacio Trapassi comentó días atrás al diario LM Neuquén  que “es un gas que tiene un color amarillo rojizo que tiene utilización principalmente industrial, por ejemplo para blanquear papel en las plantas de tratamiento y fabricación de papel, y también para potabilizar grandes masas de agua”.

Sostuvo que “tiene autorizaciones para eso, pero no tiene autorización ni estudios científicos realizados para realizarse en seres humanos”, inició la explicación, y sumó que “tiene cloro y es un pariente de la lavandina, que tiene como finalidad principalmente la desinfección para disminuir la población de microorganismos que puede tener el agua”.

El dióxido de cloro y el clorito sódico reaccionan rápidamente en los tejidos humanos y, si se ingieren pueden causar irritación de la boca, el esófago y el estómago, con un cuadro digestivo irritativo severo, con la presencia de náuseas, vómitos y diarreas, además de graves trastornos hematológicos (metahemoglobinemias, hemolisis, etc.), cardiovasculares y renales.

En primer lugar, el médico alertó sobre la posibilidad de que las personas que consumen este líquido, no tienen en realidad la certeza de sus componentes y los efectos que acarrea en su salud.

“Mucha gente puede decir ‘yo tomo y no me pasa nada’. Yo haría la contrapregunta: ¿pero sabés si tenía dióxido de cloro?”, marcó Trapassi. Vinculado a esto, también señaló que los efectos pueden variar según la concentración que se ingiera, lo que tampoco se sabe con certeza al momento de comprarlo.

En segundo término, dijo que en caso de tener comprobado que el contenido del envase se tratara de dióxido de claro, se trata de una sustancia “muy irritante” y que puede causar numerosas complicaciones a la salud humana.

La Organización Panamericana de Salud recomienda a la población no consumir productos que contengan dióxido de cloro o sustancias relacionadas (hipoclorito de sodio, lavandina, etcétera) y denunciar cualquier promoción que se identifique sobre propiedades curativas de estos productos.