En Mendoza cada vez más resturantes se suman a la plataforma Uber Eats, y es por eso que la empresa, que nació para traslado de personas y luego sumó su modo delivery, puso en marcha iniciativas para apoyar a pequeñas y medianas empresas, así como a operadores de restaurantes independientes, frente a los desafíos sin precedentes que enfrenta la industria gastronómica por la propagación del COVID-19.

A partir de hoy, Uber Eats tendrá costo de envío gratis en los pedidos de más de 30 mil restaurantes locales y PyMes de Argentina y Latinoamérica con el fin de generar ventas incrementales para estos establecimientos y, a la vez,  ayudar a las  personas que necesitan acceder a la entrega de comida a domicilio. Adicionalmente, la empresa va a intensificar la promoción de estos restaurantes dentro y fuera de la aplicación con el objetivo de aumentar su visibilidad.

Uber Eats también va a colaborar con grandes cadenas de restaurantes promoviendo iniciativas financiadas en conjunto para ofrecer a los usuarios opciones accesibles para pedir comida a domicilio.Adicionalmente, la compañía implementará un proceso simplificado para que los restaurantes que cumplan con los requisitos de calidad puedan inscribirse en la plataforma de Uber Eats sin la necesidad de una tablet.

En el contexto del COVID-19, Uber ha actuado en más de 60 países para apoyar a los usuarios, socios repartidores, restaurantes asociados y  socios conductores. Los esfuerzos incluyen la asistencia financiera a aquellos socios conductores y socios repartidores que hayan diagnosticado COVID-19.

Uber Eats también inició una campaña de sensibilización dirigida a los usuarios sobre la entrega de alimentos sin contacto, y está compartiendo recomendaciones a los socios restauranteros y socios repartidores para promover que todas las órdenes estén debidamente selladas en envases a prueba de manipulaciones. “El cuidado de la salud es nuestra principal prioridad y trabajamos constantemente para mantener seguros a todos los que usan la plataforma Uber. Estamos en estrecho contacto con las autoridades locales de salud pública y seguiremos sus recomendaciones para hacer lo que podamos en pos de ayudar a prevenir la propagación del coronavirus”, concluyó Donnelly.