El gobernador anunció las medidas que se llevarán adelante desde este martes para restringir la circulación y bajar los contagios de coronavirus.

El gobernador Rodolfo Suarez anunció las nuevas restricciones que se implementarán en la zona urbana del Gran Mendoza desde este martes hasta el 22 de septiembre para intentar aplanar la curva de contagios de coronavirus.

Los restaurantes seguirán habilitados pero solo con mesas al aire libre (vereda, patios y terrazas) y para cuatro personas. En tanto que los gimnasios funcionarán a un 30% y los clubes cerrarán sus puertas, esto incluye a las canchas de paddle, sostuvo el gobernador.

Por otro lado, las salidas recreativas seguirán permitidas hasta 5 km por número de DNI y el turismo interno se mantendrá vigente tal cual estaba establecido.

En cuanto a las ceremonias religiosas, se podrán llevar adelante solo hasta 10 personas.

TE PUEDE INTERESAR: Alberto Fernández vendría a Mendoza el próximo lunes

A pesar de que las restricciones son más livianas de lo que se especulaba, el gobernador afirmó que no dudará “si tenemos que tomar otra medida estricta de cierre absoluto”.

En ese sentido, aseguró que “son las últimas medidas que podemos tomar de flexibilización Si no bajamos la curva, no queda otra que ir al aislamiento, volver a la fase 1, suspender todo tipo de actividad durante 20 días y cerrar todo”

“Todos tienen un conocido que tiene COVID, algún pariente que lo pasó. No tenemos que llegar a que tengamos conocidos fallecidos”, manifestó.