¿Quieres recibir notificaciones de noticias?

El triángulo táctico que no se nota y favorece a La Selección

¿Quieres recibir notificaciones de noticias?

27° Mendoza

Viernes, diciembre 02, 2022

RADIO

ONLINE

Dólar Oficial

$174,7500

Dólar Ahorro/Turista

$305,94

Dólar Blue

$312,00

Dólar CCL

$326,56

Euro

$176,4247

Riesgo País

2209

27° Mendoza

Viernes, diciembre 02, 2022

RADIO

ONLINE

El triángulo táctico que no se nota y favorece a La Selección

Naturalmente celebramos a Messi y quisiéramos que durase para siempre, pero también hay un trabajo táctico que no solo le viene bien a Leo sino a todo el equipo

28/09/2022 13:29

Hay un esquema de juego que se va metamorfoseando conforme a variables diversas, tales como: el posicionamiento en zona defensiva y en la transición defensa-ataque, la ubicación del volante central como faro que ilumina entre líneas y el aprovechamiento de la banda lateral como apoyo en ataque o, por el contrario, retroceso en bloque cuando el adversario progresa por el extremo.

Y, más allá de la jerarquía escasa que presentó Jamaica, el ensayo sirvió para visibilizar cómo puede reagruparse en pocos segundos un sistema colectivo que necesita del compromiso y convencimiento de quienes transiten la línea media naturalmente u ocasionalmente.

Este juego frente a los caribeños, independientemente de la fragilidad del oponente, mostró un dibujo que planteó Lionel Scaloni con intérpretes que se ajustaron a un modus operandi, más allá de las performances individuales que demostraron sus componentes.

El triángulo Montiel/Molina con Guido Rodríguez en función de centro y Alexis Mc Allister como desahogo para romper líneas en una estructura que le demanda cambiar el ritmo y romper al vacío como suele proveerlo Rodrigo De Paul.

La polifuncionalidad de Enzo Fernández, quien ingresó desde el banco, como contra Honduras, confirma que el exRiver y hoy Benfica camina a pasos acelerados para asegurarse un cupo dentro del grupo de 26 escogidos para la lista definitiva rumbo al Mundial.

Aquí es donde vale remarcar que el eje de “La Scaloneta” toma dos características bien diferenciadas conforme quien se halle en cancha manejando los tiempos y los espacios que requiere el centro del campo: Leandro Paredes es sumamente apto para el primer pase y para apoyar en ataque, pero el valor posicional que ofrece el eje de la media cancha del Betis le da a la zona un respaldo táctico que Scaloni también acepta como el camino más cercano rumbo al equilibrio.

Casi con naturalidad, el sector izquierdo de La Selección se halla compensado por la predisposición de Nicolás Tagliafico o Marcos Acuña para sumar metros en avance, mientras Giovani Lo Celso asoma como la salida más cercana o la triangulación en corto para ganar metros en desahogo defensivo o, además, en inicio de ataque coordinado entre líneas.

Es en el sector derecho donde este triángulo, que va alternando a Nahuel Molina con Gonzalo Montiel, necesita de un volante central o derecho para replegarse en zona centro y filtrar pases para conectar líneas. De ahí que Mac Allister potenció su valía al acercarse al carrilero para provocar el dos uno sobre el rival. Así la ocupación racional del espacio le vuelve a dar equilibrio al conjunto cuando se pierde la tenencia del balón y se debe evitar el desorden en defensa para recuperar posiciones.

Argentina, es cierto, no jugó contra equipos mundialistas en esta doble fecha FIFA, pero sí ensayó variantes posicionales que le pueden servir como conclusión al cuerpo técnico, como así también a los propios jugadores.

La cuenta regresiva avanza y es confortable captar, en esencia, que hay algo más que Messi en esta formación que se prepara para llegar hasta donde la utopía se transforme en realidad.