¿Quieres recibir notificaciones de noticias?

Cerruti: “No hay ningún proyecto que se esté analizando contra el discurso del odio”

¿Quieres recibir notificaciones de noticias?

Publicidad

23° Mendoza

Domingo, febrero 05, 2023

RADIO

ONLINE

Dólar Oficial

$195,0000

Dólar Ahorro/Turista

$341,95

Dólar Blue

$379,00

Dólar CCL

$362,95

Euro

$203,6821

Riesgo País

1845

23° Mendoza

Domingo, febrero 05, 2023

RADIO

ONLINE

Cerruti: “No hay ningún proyecto que se esté analizando contra el discurso del odio”

La vocera presidencia aseguró que no están analizando ninguna legislación que vaya en ese sentido y aclaró que el "código penal incluye la incitación a la violencia y discriminación política"

Redacción
06/09/2022 10:45
"No estamos analizando ninguna legislación contra los discursos del odio", manifestó la vocera.

 

La portavoz de la Presidencia, Gabriela Cerruti, afirmó hoy que el Gobierno no evalúa impulsar una ley para penar los discursos de odio. “Lo que hay que hacer es cumplir con la legislación vigente y poner en debate de qué estamos hablando cuando hablamos de discursos de odio”, indicó en declaraciones radiales, y agregó: “No hay ningún proyecto que se esté analizando en ese sentido”.

Tras el atentado contra la vicepresidenta Cristina Kirchner, la posibilidad de avanzar con una regulación en el ámbito legislativo fue planteada por Victoria Donda, titular del INADI, en una columna titulada “La política del gatillo”. Allí opinó que “urge tener una herramienta legal que sancione estas construcciones discursivas” y apuntó que “los periodistas y la dirigencia “no pueden hacerse los inocentes o los sorprendidos”.

Por su parte, en el mismo sentido, Alejandro Grimson, el titular del programa Argentina Futura, que funciona bajo la órbita de la Jefatura de Gabinete, y quien actúa como asesor de Alberto Fernández, había deslizado en una entrevista con Radio Provincia en las últimas horas que “la Argentina tiene que avanzar en la limitación de los discursos del odio”.

Inclusive en Casa Rosada, ayer, hubo reuniones en las cuales se pusieron sobre la mesa diferentes alternativas para “discutir en todos los ámbitos” cómo regular este tipo de expresiones.