Otras 495 personas murieron y 15.631 fueron reportadas con coronavirus en las últimas 24 horas en Argentina, que se apresta a iniciar el invierno habiendo distribuido en su territorio más de 20 millones de vacunas, con una aceleración de la inmunización para adultos menores de 60 años en todo el país

En este contexto, las autoridades dijeron que también se espera la llegada de más de 4 millones de vacunas para la próxima semana y se confirmó la fase final de producción del casi medio millón de dosis de Sputnik V formuladas en el país.

Según los datos oficiales informados esta tarde, el total de fallecimientos desde el inicio de la pandemia en marzo de 2020 se elevó hoy a 88.742, en tanto que los contagiados llegaron a 4.258.394, de los cuales 3.868.105 ya recibieron el alta y 301.547 eran casos confirmados activos.





El Ministerio de Salud indicó que había 7.386 internados con coronavirus en unidades de terapia intensiva, con un porcentaje de ocupación de camas de adultos de 74,6% en el país y del 71% en la Área Metropolitana Buenos Aires.

Hoy se registraron en la provincia de Buenos Aires 5.079 casos; en la Ciudad de Buenos Aires, 1.218; en Catamarca, 208; en Chaco, 615; en Chubut, 190; en Corrientes, 577; en Córdoba, 1.685; en Entre Ríos, 544; en Formosa, 541; en Jujuy, 202; en La Pampa, 166; en La Rioja, 74; en Mendoza, 450; en Misiones, 159; en Neuquén, 216; en Río Negro, 245; en Salta, 470; en San Juan, 291; en San Luis, 366; en Santa Cruz, 70; en Santa Fe, 1.398; en Santiago del Estero, 503; Tierra del Fuego, 33 y en Tucumán, 331.

En tanto, la Argentina llegará al inicio del invierno -el lunes 21- habiendo distribuido en todo su territorio más de 20 millones de vacunas, mientras se espera la llegada de más de 4 millones para la próxima semana y se confirma la fase final de producción del casi medio millón de dosis de Sputnik V formuladas en el país.

“Hay doce países en el mundo que hacen vacunas contra el Covid-19 y Argentina es uno de ellos”, enfatizó el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, en declaraciones a radio 10, en referencia al primer lote de vacunas Sputnik V producido por el laboratorio Richmond en su planta en Pilar.

El laboratorio confirmó ayer por Twitter que habían finalizado “la producción de las primeras 448.625 dosis de la vacuna Sputnik V. Las mismas, fueron enviadas al operador logístico quedando a la espera de la liberación final por parte de (la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica) Anmat y del Instituto Gamaleya”.

El promedio de nuevos casos diarios de coronavirus descendió esta semana un 14% respecto de la anterior, en tanto que la cantidad de pacientes en unidades de terapia intensiva (UTI) comenzó en los últimos días a registrar una leve baja aunque se mantiene en los valores más altos desde el comienzo de la pandemia.

“El jueves 10 de junio el promedio de casos diarios a nivel país estaba en 25.958 (últimos 7 días), mientras que el jueves 17 se encontraba en 22.321, es decir que hubo un descenso del 14%”, indicó a Télam la docente e investigadora Soledad Retamar.

Según el cuadro que elabora Retamar, quien integra el Grupo de Investigación en Bases de Datos (GIBD) de la Facultad Regional Concepción del Uruguay, dependiente de la Universidad Tecnológica Nacional (UTN), si se contempla la razón o crecimiento (cantidad de casos en los últimos 14 días versus los 14 días previos), solo Jujuy se encontraba “en rojo” (con esta variable superior a 1,2).

En el resto de las provincias, al realizar la misma comparación, los casos sólo crecieron en Chaco y Salta (1,05 y 1,06 respectivamente) y bajaron en las otras jurisdicciones.

Sin embargo, si se analiza la situación en relación a la incidencia (cantidad de casos acumulados en los últimos 14 días cada 100.000 habitantes), todas las provincias continúan en rojo, lo que significa que en las últimas dos semanas registraron más de 150 casos por 100 mil habitantes.

“La lectura de esto es que si bien los casos están descendiendo todavía tenemos en todo el país una cantidad muy alta de contagios, por lo que es indispensable continuar con las medidas de cuidado para poder sostener el descenso”, sintetizó Retamar.

En este contexto, el ministro de Ciencia, Tecnología e Innovación, Roberto Salvarezza, aseguró hoy que el país “tiene capacidad para producir vacunas” y dijo que en la planta de la localidad bonaerense de Garín, “se están produciendo millones de dosis”.

Salvarezza señaló a radio AM750 que su ministerio “está financiando proyectos de investigación: uno es el de la Universidad de San Martín y Conicet, que es la Arvac, que es la proteína recombinante; el otro proyecto, Leloir-Conicet, es de adenovirus, semejante al de la vacuna Sputnik y de Oxford”.

“Hay otros cuatro proyectos más que se están trabajando para diseñar la vacuna y poder terminar con lo que es la fase en animales o preclínica y entrar a la fase 1 y 2 en humanos”, señaló.

En el plano internacional, el observador permanente de Cruz Roja ante la ONU, Walter Cotte, propuso generar “alianzas abiertas y neutrales” entre las farmacéuticas, los Gobiernos y las entidades humanitarias para acelerar su desarrollo ya que hasta ahora se produjeron “solamente el 20% de las que se necesitan”.

“Todos juntos tenemos que hacer que las soluciones ocurran pronto porque a este paso es posible que no lleguemos rápido a una inmunidad de rebaño, que tengamos una tasa muy grande de daños colaterales económicos y de salud, incluso mental y, el futuro se va a volver más complicado”, lamentó el colombiano en una entrevista con Télam.

Cotte tiene casi 40 años de experiencia en organizaciones humanitarias. Hasta fines del 2020 fue director regional para América de la Cruz Roja y hoy, además de trabajar en la ONU, es el Representante Especial de la organización para la Covid-19.

Tras su visita al país y su reunión con el canciller Felipe Solá, el especialista señaló que “necesitamos una tregua de competencia comercial y que la vacuna se utilice para resolver el problema real que es la pandemia y el efecto nocivo que genera de muertes, aislamiento y destrucción de las economías”.

“¿De qué nos sirve tener el control de una patente si se muere la gente que puede hacer uso?”, se preguntó.


-->