Se trata de Martha Marín, viuda del exgobernador de Cordoba Eduardo Angeloz

Víctima de un grave cuadro de Covid-19, se conoció en las últimas horas el fallecimiento de la señora Martha Rosa Marín de Angeloz, viuda del exgobernador de la provincia de Córdona Eduardo Cesar Angeloz. El pesar por la muerte de la esposa de uno de los políticos más destacados de la provincia mediterránea desde el regreso de la democracia, siempre ligado a la Unión Cívica Radical, motivó saludos de condolencia desde distints sectores políticos a familiares y allegados.

Martha Marían se había casado con “Pocho” Angeloz en el año 1957, y lo acompañó durante toda su vida, hasta el deceso del político en 2017. Pese a sus 87 años, sus familiares señalaron que la mujer se encontraba en muy buen estado de salud, sin patologías previas que puedieran considerarse como agravantes del cuadro de coronavirus que la afectó, y que pese a haber recibido en los primeros meses del año la primera dosis de la vacuna rusa Sputnik V, el tiempo fue pasando y nunca la llamaron para la colocación de una segunda dosis, que tal vez de haber llegado en tiempo y forma pudo haber atenuado la gravedad del cuadro que la llevó finalmente a la muerte.

Según indicaron sus familiares, para graficar el largo período que pasó Marín esperando su segunda dosis de vacuna Sputnik, en su carnet de vacunación habían dejado como fecha tentativa para la segunda dosis el día 4 de abril, fecha desde la que transcurrieron casi 4 meses.

Marín tuvo tres hijos con Angeloz, Eduardo, Carlos y María Marta y era abuela de 6 nietos. Solo el mayor de sus hijos, Eduardo, ha seguido actuando en polítca como su padre.

Según detalló el diario cordobés La Voz, Marín había nacido en la provincia de Mendoza y llegó a la provincia mediterránea en la década del 40, cuando sus padres abrieron en la capital provincial una de las primeras tiendas por departamentos ubicada sobre la céntrica Avenida Colón. Luego de estudiar profesorado, Marín conoció a Angeloz cuando este había llegado desde su Río Tercero y ya militaba en la Unión Cívica Radical (UCR), tarea en la que ella lo acompañaría durante toda su vida, impulsando en Córdoba múltiples tareas sociales.


-->