Mendoza te cuenta LUGARES Domingo, 6 de Octubre de 2019

Los Portones del Parque

Fue el deseo de dar un acceso apropiado a la magnitud del parque, siguiendo la costumbre de jardines y parques europeos, lo que llevó al gobierno provincial a incorporar estos monumentales portones.

Domingo, 6 de Octubre de 2019
Diario Jornada Diario Mendoza. Buscanos en Facebook, Twitter e Instagram

Domingo, 6 de Octubre de 2019 | Fue el deseo de dar un acceso apropiado a la magnitud del parque, siguiendo la costumbre de jardines y parques europeos, lo que llevó al gobierno provincial a incorporar estos monumentales portones.

Se adquirieron durante el gobierno de Emilio Civit a la fundición de "Walter Macfarlaine & C°", Saracen, Glasgow, de Escocia.
Los portones llegaron a Buenos Aires en barco a mediados de 1908 en 46 bultos que fueron traídos a Mendoza en 6 vagones del ferrocarril y ya en noviembre se encontraban colocados, aunque el montaje total se terminó en 1909. Al año siguiente de su colocación se los elogiaba como una ".grandiosa construcción de fierro fundido, verdadera obra de arte de la  metalurgia". El conjunto se compone de tres portones de hierro, de dos hojas cada uno, unidos por verjas. La abertura del acceso principal posee 6,30 m de ancho por 6,70 m de alto y las laterales 3,90 m. de ancho por 4,71 m. de alto. Las verjas se encuentran montadas sobre un basamento de piedra (granito) de 0,85 m. de altura. El conjunto alcanza una longitud de 31,50 m. y en su punto más alto 9,40 m. de altura. Las seis hojas de los portones pesan 47 toneladas.
Cuando fueron colocados se incorporó en la crestería de cada portón el escudo de la provincia de aquella época que mostraba en su base dos cuernos de la abundancia, el actual tiene uno solo, y en sector central, la figura de un cóndor, un tanto sui generis porque sus alas distan de ser las reales de un cóndor.
Muchas veces nos hemos preguntado, jocosamente, en programas de radio "¿Quién tiene la llave de los portones del parque?". Ahora lo sabemos, las tiene el Gobernador. Le fueron entregadas por Miguel Angel Marchionni quien restauró el monumento en 2013
Por décadas se pensó que los portones, originariamente, habían sido encargados por el sultán Abdul Hamid II, 34° sultán del Imperio Otomano, quien no los retiró de la fundición de Glasgow porque una revolución (La Revolución de los Jóvenes)  lo obligó a abdicar. El hecho fue desmentido, posteriormente. Sin embargo en las alas laterales, en cada una de sus cuatro secciones, pueden verse, ostentosamente, la media luna y la estrella, símbolos del Islam.
Son enfocados cientos de miles de veces  todos los años por las cámaras de los turistas que nos visitan, porque constituyen un símbolo de Mendoza, como la Fiesta de la Vendimia, como Cochero "e plaza, como el buen vino de nuestra tierra.

Seguí leyendo