¿Quieres recibir notificaciones de noticias?

Apuran a la Justicia local para que resuelva el crimen de Burela

¿Quieres recibir notificaciones de noticias?

16° Mendoza

Viernes, diciembre 02, 2022

RADIO

ONLINE

Dólar Oficial

$174,2500

Dólar Ahorro/Turista

$305,94

Dólar Blue

$313,00

Dólar CCL

$323,72

Euro

$176,4247

Riesgo País

2207

16° Mendoza

Viernes, diciembre 02, 2022

RADIO

ONLINE

Apuran a la Justicia local para que resuelva el crimen de Burela

“Queremos saber quién fue el que mató al doctor Burela, y ahora vamos a saber si realmente el Ministerio Publico Fiscal tiene interés de investigar esta causa", lanzó el abogado de los hijos del asesinado.

Redacción
30/09/2022 15:51

Familiares del médico León Domingo Burela, asesinado en abril de 2019 en el departamento de Las Heras, se presentaron hoy como querellantes para dar con el autor material del crimen, tras haber quedado absueltas anoche las dos únicas imputadas, entre ellas su esposa, luego de que el jurado no llegara a un acuerdo, informaron hoy fuentes judiciales.


Juan Burela (foto), uno de los hijos de la víctima, se presentó este viernes en el Polo Judicial Penal junto a su abogado para ser querellante en la causa para dar con el autor material del crimen cuyo sujeto aún no fue identificado.



Queremos saber quién fue el que mató al doctor Burela, y ahora vamos a saber si realmente el Ministerio Publico Fiscal tiene interés de investigar esta causa, con toda la tecnología que tiene queremos saber a través del Registro Nacional de Armas de la República Argentina (Renar), cuántas personas en Mendoza tiene una pistola 6.35”, dijo cerca del mediodía el abogado de los hijos de Burela, Facundo Castro.

El letrado cuestionó: “¿Cómo puede ser que el principio de inocencia es lo último que se demuestra? ¿Y ahora qué hacemos con todo el tiempo perdido?"

En tanto, Juan Burela acotó: “El veredicto fue un alivio el escuchar al juez cuando absolvió a mi madre, no estamos felices en realidad, estamos en paz porque vamos a poder estar de nuevo en familia”.

“No estamos felices porque el que mató a mi padre sigue suelto y la fiscalía no se encargó de seguir procedimientos para poder encontrarlo”, concluyó el hijo del médico.



Anoche los 12 jurados, tras siete horas de deliberación, le comunicaron al Tribunal que no lograron unanimidad con respecto a la acusación contra las dos únicas imputadas, Elizabeth Ventura (55), esposa de la víctima, y Mónica Castro (56), una “vidente”, amiga de la primera por lo que  ambas fueron absueltas por el juez técnico Agustín Chacón.

Ventura había llegado al juicio imputada como presunta “autora intelectual del homicidio agravado por el vínculo”, de su marido Burela (64); mientras que Castro fue acusada de ser “partícipe necesaria” del hecho.

Minutos después de ser liberadas, la "vidente" manifestó a la prensa que “se han hablado muchas contradicciones, en ningún momento era lo que se decía, pero hubo justicia divina”.

Sobre el motivo por el cual lloró cuando escuchó la absolución por parte del juez técnico expresó: “Me quebré, realmente me sentí muy feliz, una liberación muy grande, porque durante estos tres años jamás tuve mi nombre, he sido la 'bruja' y muy pocas veces Mónica Castro”.



No me molesta que me llamen así (la bruja), no me molestó, pero si tengo nombre y apellido”, destacó.

El hecho ventilado en el debate ocurrió el 15 de abril de 2019, en una vivienda ubicada en el departamento mendocino de Las Heras, donde Burela, un médico ginecólogo jubilado del servicio penitenciario, se encontraba sentado en su sillón.

En esas circunstancias, un hombre ingresó a su domicilio sin forzar la puerta de entrada de la vivienda, le disparó cuatro veces y escapó.

Por su parte, Ventura había salido minutos antes del crimen a realizar actividad física, por lo que en primera instancia se investigó el hecho como un caso de inseguridad.

Sin embargo, a través de distintos peritajes, la fiscal Ríos estableció que Ventura tenía una amistad con Castro, con quien hablaba sobre el crimen del médico, por lo que los investigadores realizaron un allanamiento en la casa de la tarotista.

En ese domicilio, los pesquisas secuestraron papelitos con anotaciones que hacían referencia al caso y en función de estos elementos y escuchas telefónicas que las comprometían, la fiscal las imputó.