La Cámara de Senadores dio media sanción a un proyecto de ley cuyo objetivo es regular la actividad del juego en línea, entendiéndose como juego en línea a todos los juegos de azar, sorteos, rifas, apuestas, combinaciones aleatorias y en general todas aquellas actividades en las que estén en juego cantidades de dinero u objetos, económicamente evaluables sobre los resultados, y que permitan su transferencia entre los participantes, con independencia de que predominen en ellos, el grado de habilidad, destreza o maestría de los jugadores, o sean exclusiva y primordialmente de suerte, azar, ya sea que éstos se generen en el ámbito de la actividad pública o privada conforme lo establece la Ley Provincial Nº 6.362, siempre que se lleve a cabo únicamente a través de medios electrónicos, informáticos, telemáticos, interactivos, o los que en el futuro se desarrollen.

Ida López en Radio Jornada (91.9).

La presidenta del Instituto de Juegos y Casinos Ida López destacó que “A través de la presente regulación, se busca implementar una política interdisciplinaria y uniforme de Juego Responsable. También, se busca proteger de forma integral los datos personales de los participantes, debiendo respetarse la normativa vigente. Otra de las finalidades de la presente ley es prevenir e impedir el lavado de activos como así también combatir toda oferta de juego ilegal”.

En la norma se establece que la Autoridad de Aplicación será el Instituto Provincial de Juegos y Casinos u organismo que en su futuro lo reemplace. También, la norma determina que las personas autorizadas serán el Instituto Provincial de Juegos y Casinos por sí mismo y aquellas personas humanas o jurídicas que cuenten con el título habilitante expedido por la Autoridad de Aplicación podrá organizar, desarrollar, explotar, captar apuestas y comercializar la actividad del juego en línea.

Asimismo, la ley determina la creación de dos registros. Por un lado, se creará un Registro de Títulos Habilitantes de Juego en Línea, el cual tendrá carácter público y accesible, dependiente del Instituto Provincial de Juegos y Casinos. El Registro deberá contener información de las personas humanas o jurídicas que poseen licencia otorgada por la Autoridad de Aplicación para desarrollar y organizar la actividad del juego en línea en la Provincia de Mendoza y de aquellas que se encuentren autorizadas en otra provincia y hayan suscripto un convenio con la Autoridad de Aplicación. Por otro lado, se implementará un Registro de Jugadores del Juego en Línea regulado por la Autoridad de Aplicación.

Dicho Registro deberá contener la siguiente información sobre todos los jugadores que participen de la actividad del juego en línea: nombre y apellido, el tipo y número de documento de identidad, edad, domicilio y cualquier otra información que se establezca en la reglamentación.

Cabe destacar que la norma establece que para poder participar en las actividades de juego en línea autorizadas, toda persona debe ser mayor de edad y deberá crear una cuenta de juego a través del portal digital habilitado a tal efecto, mediante la cual se debitará o acreditará las sumas apostadas o ganadas así como todo otro costo o gasto debidamente autorizado. Cada cuenta deberá cumplir con los requisitos que se establecen en la ley.

En la Provincia de Mendoza la oferta de sitios web de juegos y apuestas se encuentra al alcance de toda persona en la actualidad, pudiendo acceder y jugar incluso niños, niñas y/o adolescentes sin impedimento alguno. Según López “No hay restricciones en cuanto a la información y datos personales que se solicitan, el origen y el destino del dinero apostado, los métodos de pago disponibles, como así tampoco hay medida alguna para evitar el juego patológico y sus consecuencias”. En este sentido afirmó “El Estado Provincial debe dar respuesta al avance inevitable de esta modalidad de juego que se encuentra sin regulación alguna con el peligro que dicho vacío legal conlleva. En virtud del llamado “principio de reserva”, la Provincia de Mendoza es competente para la regulación del juego en línea”.

En su articulado la ley presenta un capítulo para el juego responsable. En este marco, la actividad objeto de la presente ley deberá ser abordado desde una política interdisciplinaria de responsabilidad social para prevenir y combatir el juego patológico en todo el territorio de la Provincia de Mendoza. A tal fin, la Autoridad de Aplicación y las personas que detenten título habilitante deberán velar por el cumplimiento del Programa de Juego Responsable vigente. Los portales digitales autorizados deberán proporcionar información sobre Juego Responsable que adviertan a los jugadores sobre los riesgos relacionados con el juego en línea y promuevan una conducta lúdica responsable.

Es importante aclarar que en la Cámara Alta había dos proyectos de ley presentados sobre el juego en línea, de autoría del senador Marcelo Rubio y la senadora Mercedes Rus. Finalmente estas dos iniciativas se acumularon y se incorporaron las modificaciones propuestas por el Instituto Provincial de Juegos y Casinos con las que salió aprobado el proyecto que pasó a la Cámara de Diputados con media sanción.