El conductor sufrió un preinfarto en plena ruta. Luego de esperar más de una hora y media llegó una ambulancia, aunque tras atenderlo se negaron a dejarlo internado en esa provincia y lo llevaron a Desaguadero. Una vez allí vivió otra odisea para ingresar a Mendoza.

Martín Samia, un camionero mendocino de 43 años, vivió una verdadera odisea en San Luis. El trabajador había salido este domingo con destino a Buenos Aires, pero a los pocos kilómetros de ingresar a la vecina provincia comenzó a sentir un dolor en el pecho.

Ante esto se bajó del camión al costado de la ruta y cayó desvanecido. Fueron otros choferes que pasaban por allí quienes se bajaron y pidieron una ambulancia que llegó una hora y media después.

Una vez trasladado a un hospital de San Luis le diagnosticaron un preinfarto, aunque se negaron a internarlo. “Simplemente me dijeron que esa persona no podía estar allí, lo sacaron del hospital, se lo llevaron en una ambulancia y lo dejaron en Desaguadero sentado en una silla”, explicó Sergio Olivencia, miembro de la Asociación de Propietarios de Camiones de Mendoza (Aprocam).

“El oficial a cargo de Desaguadero determinó que no podía ingresar a Mendoza por cuestiones de protocolo, y a nosotros que esperábamos a tres metros de allí con una camioneta para llevarlo al hospital en Mendoza, no nos permitían ingresar”, cuestionó Olivencia, también dueño de la empresa para la que trabaja Samia.

Finalmente, y luego de algunas horas lograron que el conductor pueda ingresar a Mendoza y ser trasladado al Hospital Santa Isabel de Hungría, donde también le negaron la internación y le dijeron que vuelva si le llegara a doler el pecho.

Finalmente, y luego de varias gestiones del sindicato de camioneros, a las 15.25 de este lunes el hombre fue ingresado al nosocomio para que le realicen los estudios correspondientes.

Mirá el dramático momento que se vivió en la ruta de San Luis:


-->