Jorge Sosa CONTRATAPA Miercoles, 25 de Diciembre de 2019

Inconsciente colectivo

Por Jorge Sosa

Miercoles, 25 de Diciembre de 2019
Diario Jornada Diario Mendoza. Buscanos en Facebook, Twitter e Instagram

Miercoles, 25 de Diciembre de 2019 | Por Jorge Sosa

Unirnos, hacernos solidarios a través de una canción, qué situación maravillosa es la que se planteó el domingo pasado, cuando en cientos de  ciudades de la Argentina se cantó la misma canción, "Inconsciente colectivo", de Charly García.

No hay dudas de que Charly García es uno de los referentes de la canción popular argentina y ha dado numerosas muestras de su calidad. Sería muy largo nombrarlas a todas, pero estoy seguro de que la mayoría de los argentinos recuerda una partecita de algunas de sus canciones.

Ha pasado por largos períodos de sufrimiento y sin embargo todavía sigue, estoico, creando y repartiendo sus canciones.

El mundo de la canción es maravilloso. Sería muy aburrida la vida sin ellas y seguramente no encontraríamos el incentivo para seguir trajinando con la vida si ellas no nos acompañaran.
Desde hace siglos que vienen poblando la faz de la tierra y si en algo podemos estar seguros es que todos los pueblos del mundo tienen sus canciones. La han tenido desde que se constituyeron en pueblos y las siguen practicando con la misma devoción de los comienzos.

Todos tenemos una canción que nos encaja perfectamente en la silueta del sentimiento. Una canción preferida que se asoma, a veces tímidamente a nuestros labios, como para darnos impulso, como para acompañarnos con nosotros mismos.

Sería bueno que en el mundo a una determinada hora de un determinado día, para su trajinar cotidiano, entonáramos todos la misma canción. Sería una forma de demostrar que  queremos estar unidos y que valoramos la belleza por encima de los hechos mundanos que nos atrapan casi todos los días.

Una canción que hable de eso mismo, de la unidad, de que queremos lo mismo para un planeta que está siendo avasallado por continuas depredaciones.

"Inconsciente colectivo" es una canción de rock del músico argentino Charly García, grabada por primera vez en 1982, como cierre del álbum "Yendo de la cama al living" primer disco solista de su carrera (el cual fue editado conjuntamente como álbum doble junto a la banda sonora Pubis angelical, grabada dos meses antes). La misma se ha vuelto un clásico y ha sido reversionada por numerosos artistas, como Mercedes Sosa. Es considerada por la revista Rolling Stone como la Nº 45 entre las mejores canciones en la historia del rock argentino.

Vale la pena que repasemos su contenido:

"Nace una flor, todos los días sale el sol
De vez en cuando escuchas aquella voz
Como de pan, gustosa de cantar
En los aleros de la mente con las chicharras
Pero a la vez existe un transformador
Que se consume lo mejor que tenés
Te tira atrás, te pide más y más
Y llega un punto en que no querés
Mama la libertad
Siempre la llevarás
Dentro del corazón
Te pueden corromper
Te puedes olvidar
Pero ella siempre está
Ayer soñé con los hambrientos, los locos
Los que se fueron, los que están en prisión
Hoy desperté cantando esta canción
Que ya fue escrita hace tiempo atrás
Es necesario cantar de nuevo
Una vez más".

Ocurre que muchas canciones se vuelven universales por su belleza y su alto contenido poético. Esta es una de ellas. Se juntaron miles en distintas ciudades para cantarla a la misma hora. Valdría la pena que, sin importar la hora, la entonemos, como victoria, en algún momento de nuestros días.

(sosajorgeluis45@gmail.com)

Seguí leyendo