El Mortero está instalado en Italia. Está en cuarentena y sobre todo con muchas ganas de calzarse los patines y agarrar el stick para romper las redes rivales.

Está con ganas de comenzar a entrenar. La alegría de llegar a la pequeña ciudad de Matera, de 60.000 habitantes y enclavada en la bella península ibérica, borró la tristeza del desarraigo, el dejar la familia, los amigos, el club.

Joaquín Vargas en Ídolos y Anónimos.

La nueva aventura para Joaquín Vargas ya comenzó. En dialogo con los periodistas Jorge Eduardo Barbieri y Orlando Abraham, el implacable goleador dio detalles de su llegada a suelo tano; “Por esta ciudad han pasado varios jugadores de Mendoza (Valentín Grimalt, Enrique Salinas) integrando las filas del Roller Club Matera. Da la casualidad que hay dos equipos en este lugar, es todo un clásico y en el equipo rival hay otro mendocino. Se trata de Conrado Piozzini (Petroleros/YPF).

“Estamos en la segunda categoría del hockey sobre patines de Italia  e integramos la zona Sur, muy cerca de la ciudad de Nápoli.  Este año estaba cursando la última materia de la facultad. Buscaba un cambio de aire y se dio esta oportunidad la cual tomé tras ganar tantas cosas con Leonardo Murialdo” explicó en el programa “Ídolos y Anónimos” que sale al aire por Radio Jornada (91.9).

“Los últimos años nos fue muy bien. Murialdo hizo un gran trabajo y dentro de la cancha pudimos demostrar que estábamos a la altura de la institución. Murialdo es mi casa. Creo que he pasado más tiempo en el club que en mi casa” agrega el ex capitán Canario.

“Justo hoy en esta ciudad se dieron a conocer dos casos de coronavirus tras veinte días sin tener ninguno sólo. Todo se ve muy tranquilo, es una ciudad bonita” agrega en la señal del Grupo Jornada.