Independiente recibió este martes una muy mala noticia en la previa del cruce ante Fénix, en Montevideo, por la ida de los octavos de final de la Copa Sudamericana. Es que la FIFA falló en su contra por el largo conflicto que mantenía con Gastón Silva y ahora está obligado a pagar una multa económica, que provocará un nuevo temblor en las finanzas de la institución.

En este sentido, el Rojo, que también protagonizó otros conflictos con Martín Campaña y Cecilio Domínguez, fue condenado a abonarle al defensor uruguayo, hoy en Huesca de la liga española, 540 mil dolares de sanción, más los 400 mil dólares que le debía al jugador por su salario.

Si bien desde Avellaneda era algo que se esperaban, el fallo no deja de ser un nuevo revés judicial producto de las últimas gestiones que no dieron sus frutos económicos ni deportivos. Se pedían dos millones y la Comisión Directiva tiene que afrontar 800 mil brutos, aunque apelarán y tienen un año, por lo menos, para hacerlo.

Los reclamos cruzados entre Independiente y Gastón Silva

Gastón Silva fue uno de los futbolistas que se enfrentó a la dirigencia del Rojo por incumplimiento del pago salarial y exigió ser considerado libre. Sin embargo, el conjunto de Avellaneda consideró que el jugador no estaba en condiciones de quedarse con el pase en su poder. Silva demandó a Independiente ante la FIFA y el Rojo respondió con un pedido de una indemnización de ocho millones de dólares.

Mientras la disputa se seguía resolviendo en FIFA, la Asociación del Fútbol Argentino habilitó al jugador para firmar con otro club, es por eso que se dio su llegada al Huesca. Ahora, Independiente no sólo pide los ocho millones de indemnización, sino que exige también la prohibición para incorporar por dos mercados de pases.

Las buenas para Independiente

Si bien el Rojo salió perjudicado con el fallo del caso de Silva, en los conflictos por el atraso en el pago del pase de Silvio Romero al América y la deuda con Fernando Amorebieta se vio beneficiado.

Es que, tras apelar la primera sentencia, Independiente consiguió que, en el caso del delantero, el TAS le redujera la multa por incumplimiento de pago de 600.000 a 300.000 dólares, por lo cual deberá abonar un total de 1.500.000 dólares (1.200.000 en concepto de dos cuotas atrasadas y 300.000 de multa) y no el 1.800.000 que figuraba inicialmente.

Por otra parte, en el conflicto por la deuda con el defensor nacido en Venezuela, la máxima autoridad reconocida en derecho deportivo decidió reducir en 220.000 euros el monto que la institución de Avellaneda deberá pagarle al jugador. Así, el Rojo tendrá que abonarle a Amorebieta 330.000 y no 550.000.

Vale destacar que tanto el fallo del caso de Romero como así también el del defensor oriundo de Venezuela no pueden ser apelados nuevamente por lo cual la sentencia quedó firme.