El Colegio de Inmobiliarios de Mendoza respaldará el proyecto para congelar el precio de los alquileres. Así lo confirmó el presidente del Colegio de Corredores Inmobiliarios de Mendoza. La medida pedida por el propio presidente, en caso de ser aprobada, durará 180 días y no significa suspensión de pagos.

Estanislao Puelles Millán remarcó que es una intromisión del Estado que se justifica en la grave situación que atraviesa el país por la pandemia.

“Primero, todavía no conocemos la letra chica de este proyecto, entendemos que va en línea a la situación sanitaria que estamos atravesando en la Argentina y una emergencia que seguramente se extenderá en el tiempo, que seguro se termina traduciendo en una emergencia económica. Con lo cual el proyecto va en esa línea. Lo que sí es importante destacar es que tiene que ser una ley que resguarde al inquilino, pero por el tiempo que dure la crisis, que dure la excepcionalidad. Pero en definitiva no deja de ser una intromisión del Estado en los contratos entre privados, entre particulares”, dijo el profesional a radio Nihuil..

Puelles Millan aseguró, ademas, que “esta decisión del gobierno se traduce en congelamiento del precio de alquile y no en la suspensión del pago, esto hay que aclararlo. Se habló en algún momento de la posibilidad de la suspensión del pago, incluso algunas organizaciones que dicen representar a los inquilinos, al segundo día de cuarentena ya estaban pidiendo la suspensión del pago y la verdad que es una irresponsabilidad absoluta, primero porque hay que atender caso por caso, hay muchos inquilinos que van a seguir cobrando sus sueldos, porque son empleados públicos o porque son empleados de comercios e industrias que hoy no están exceptuados de la cuarentena, lo cual esos alquileres deben pagarse con normalidad. Lo que hay que atender son aquellos casos que dependen de su trabajo del día a día para poder pagar los alquileres”.

desde el Colegio Inmobiliario advierten que el mercado está pasando por el peor año: “Venimos de una cuarentena inmobiliaria desde hace más de 1 año, está en cuarentena desde fines del 2018, evidentemente esta situación viene a complicar aún más la situación ya critica que atravesamos en el 2019. La rentabilidad de los alquileres es la más baja de la historia, históricamente fue entre 6 y 7% anual y estamos por debajo del 3% anual, pero entendemos también que es necesario darle ciertas herramientas a los inquilinos que van a haber afectados sus ingresos. Lo que es importante tener en cuenta  es que no todos los casos son iguales”, dijo el presidente de la entidad.