El padre de Guadalupe Lucero, Eric, encabezó la marcha a la fiscalía que investiga el caso. Mientras tanto la madre de la nena, Yamila, declaró por quinta vez.

Vecinos y familiares de Guadalupe Lucero acompañaron a su papá, Eric, a pedir por su aparición ante la fiscalía que investiga la causa. La nena de 5 años fue vista por última vez el 14 de junio en la puerta de la casa de su tía materna, en la ciudad de San Luis.

Unas 80 personas se sumaron a la marcha encabezada por Eric Lucero, que vistió una remera con la foto de su hija y pidió “seguir buscándola hasta que aparezca”.

El hombre expresó su “desesperación” por la falta de resultados en la investigación y por primera vez afirmó que “no tiene interés” de hablar con el juez de la causa, Ariel Parrillis, sino que seguirá “marchando de manera pacífica” hasta que su hija aparezca.

Mientras tanto Yamila Cialone, la madre de Guadalupe Lucero, no pudo participar en la marcha porque fue llamada a declarar por quita vez, aunque Eric consideró que “seguramente quiso estar aquí, pero debió cumplir con el llamado para ayudar a la búsqueda” de su hija.

El abogado de Eric Lucero, Héctor Zabala, reveló que aún no tienen “acceso al sumario policial para conocer la investigación” y dijo que “a pesar de ser atendidos por el juez de la causa” necesitan “más información de lo que ocurre en el expediente”.

En el caso de Guadalupe Lucero, la investigación “subterránea” a cargo de efectivos policiales de San Luis y otras provincias (y de la Federal) avanza y se espera la detección de pistas claves en las próximas 48 horas.

La zona de exploración en la jornada de este martes se centrará en la localidad de Río Grande y la denominada “zona cero”, establecida en el barrio 544 Viviendas de la zona sur de San Luis, donde fue vista por última vez Guadalupe en el marco del festejo de cumpleaños de su tía materna.

El jefe de relaciones policiales, Lucas Chacón, informó en las últimas horas que las muestras de cabello obtenidas en un allanamiento “continúan siendo peritadas” por especialistas de la Justicia y agregó que el lunes a la noche se tomaron “seis testimoniales nuevas en la causa, se completó el peritaje de 28 teléfonos celulares, nuevos llamados al 911 y se recibió el relevo de la Policía Federal procedente de la provincia de San Juan y de Buenos Aires”.

Durante el fin de semana pasado se sumaron a la investigación los fiscales Virginia Palacios Gonella y Esteban Roche para actuar junto a la fiscal original, María del Valle Durán, y a los jueces Ariel Parrillis en lo Penal y Daniela Benenatti, titular del juzgado de Niñez y Adolescencia.

Las medidas dispuestas descartan por el momento que la causa se traslade al fuero federal como consideran los abogados defensores de los padres de Guadalupe, Héctor Zavala y Santiago Olivera Aguirre, ya que ellos presumen que se puede estar ante un caso de trata de personas.


-->