Las entidades que nuclean al sector se mostraron conformes luego de ocho meses de congelamiento de tarifas.

Las entidades que nuclean a las estaciones de servicio de todo el país coincidieron en destacar la necesidad del aumento de los combustibles instrumentado hoy, luego de 8 meses de congelamiento, debido a que permitirá disminuir el retraso que existiría en los precios y a la vez mejorar la rentabilidad de los expendedores.

El presidente de la Confederación de Entidades del Comercio de Hidrocarburos y Afines (Cecha), Gabriel Bornoroni, entendió que a partir del 4,5% promedio en que se incrementaron hoy la nafta y el gasoil, al mercado le restaría recuperar un atraso de 7,5% en los precios, de acuerdo a las estimaciones de las petroleras.

“Las compañías, incluso YPF, hablaban de un retraso del 12% en los precios por lo que considerando el aumento de hoy faltaría otro 7,5% para llegar a un punto en que no pierdan, pero esa diferencia no se podrá dar de acá a fin de año”, estimó el directivo de Cecha.

TE PUEDE INTERESAR TAMBIÉN: YPF: estos son los precios de las naftas tras el aumento

Por el contrario, estimó que para no afectar el resto de los precios de la economías, “va a haber un escalonamiento para acercarse a ese punto de equilibrio” durante lo que resta de 2020 y comienzos de 2021.

Sobre la nueva política de la petrolera estatal de aplicar aumentos diferenciados según las regiones del país con mayores porcentuales para el área metropolitana, Bornoroni dijo que “la idea es nivelar los precios en la Argentina, y que todas las provincias tengan los mismos valores”.

Por su parte, la Federación de Empresarios de Combustibles de la República Argentina (Fecra) consideró también “necesario el aumento anunciado ayer” por la empresa YPF de 4,5% promedio para todo el país.

“Primero para recomponer las finanzas de la petrolera nacional, actor clave para reactivar las inversiones en Vaca Muerta y toda la industria hidrocarburífera y luego para no desbalancear al mercado local, asegurando el abastecimiento para nuestras estaciones y consumidores, dijo Vicente Impierti, presidente de Fecra.

TE PUEDE INTERESAR TAMBIÉN: Shell se sumó al aumento de combustibles: 4,5% en todo el país

El directivo estacionero también mencionó que el sector, compuesto por empresarios pymes, inició las conversaciones por la paritaria 2020-2021 y que “en este contexto de caída de ventas desde comienzo de la pandemia que llegó a ser de hasta el 90%, sería imposible dar un incremento salarial a los empleados”.

Por último, resaltó que en 2019 la nafta súper aumentó 43% contra el 53,8% de inflación promedio del Indec, y el último incremento fue en diciembre del año pasado sin cambios hasta hoy contra una inflación oficial de 15,8% acumulada para el período enero-julio.