Jorge Bergoglio también rezó para que “Dios detenga esta tragedia” en referencia a la pandemia de coronavirus

El papa Francisco pidió hoy que se terminen las pandemias “del hambre, de la guerra y de los niños sin educación”, al sumarse desde el Vaticano a un rezo interreligioso global por el fin de la difusión del coronavirus.

“No esperábamos esta pandemia, llegó sin que nosotros lo esperáramos, pero ahora está aquí. Y mucha gente muere. Y muchas personas mueren solas y muchas personas mueren sin poder hacer nada”, lamentó el pontífice en su misa matutina en la capilla de Casa Santa Marta, en referencia a la difusión del coronavirus que solo en Italia provocó más de 31.000 víctimas

En ese marco, en apoyo a la convocatoria interreligiosa del Alto Comité para la Hermandad Humana, el Papa convocó a la humanidad a “pensar en los demás”.

“Piense en la tragedia y también en las consecuencias económicas, las consecuencias para la educación y lo que sucederá después”, planteó.

Durante su homilía, Jorge Bergoglio pidió “que Dios detenga esta tragedia, que detenga esta pandemia”.

“Que Dios se apiade de nosotros y detenga otras pandemias que son tan malas: la del hambre, la de la guerra, la de los niños sin educación”, añadió.

Así, detalló luego que, por ejemplo, “en los primeros cuatro meses de este año, 3.700.000 personas murieron de hambre”.

“Existe la pandemia del hambre. En cuatro meses, casi 4 millones de personas”, denunció.

“Esta oración de hoy para pedirle al Señor que detenga esta pandemia debe hacernos pensar en las otras pandemias en el mundo. ¡Hay muchas! La pandemia de las guerras, del hambre y muchas otras”, recordó Bergoglio.