Desde el Ejecutivo sostuvieron que hallaron anticuerpos y nonanticuerpos que permiten neutralizar el SARS-CoV-2, que causa el coronavirus.

El Gobierno Nacional anunció que los investigadores del Inta y el Conicet lograron neutralizar el coronavirus con anticuerpos derivados de llamas y huevos de gallina.

Fue el ministro de Ciencia, Tecnología e Innovación, Roberso Salvarezza, junto a su par de Agricultura, Luis Basterra, y la presidenta del INTA, Susana Mirassou, quienes presentaron el desarrollo científico. 

Se trata de nanoanticuerpos VHH derivados de llama y anticuerpos aviares IgY con la capacidad de neutralizar el SARS-CoV-2, que causa el oronavirus. El proyecto fue elegido entre más de 900 propuestas de la convocatoria de la Agencia I+D+i, en el marco de las acciones de la “Unidad Coronavirus”, que integra junto a la cartera de Ciencia y el Conicet.

Al respecto desde el Ejecutivo Nacional indicaron que “estos resultados posicionan a la Argentina como el primer país de Sudaméricas con la potencilidad de convertirlos en productos terapéuticos”. 

Los ensayos de neutralización llevados a cabo tanto con pseudovirus como con el virus salvaje confirmaron que estas moléculas inhiben la infección viral provocada por el SARS-CoV-2, resultando tratamientos innovadores contra la enfermedad de COVID-19 y complementarios a las próximas vacunas.

“Esperamos en tres meses contar con los ensayos preclínicos de los VHH e IgY neutralizantes en ensayos preclínicos en un modelo ratón para COVID-19”, anunció Andrés Wigdorovitz, el director de INCUINTA y de Bioinnovo SA, la empresa de base tecnológica formada por INTA y Vetanco SA.

Por su parte Salvarezza se refirió al logro como “dos posibilidades de terapia que se suman a otras que han desarrollado, que muestran las capacidades de nuestros investigadores de trabajar y lograr, en tiempos récord, productos de innovación”. 

“En esta pandemia estamos viendo el camino, el de búsqueda de que nuestro conocimiento llegue a la sociedad a fin de solucionar los problemas. Me siento orgulloso y destaco todo el mérito del grupo que estuvo trabajando. Un gran éxito y esperemos que se cumplan las etapas que faltan”, añadió.

A su turno Basterra sostuvo: “Entre el INTA y el Conicet nos muestran el potencial que tienen nuestros profesionales, lo que significa tener una política soberana en cuanto al desarrollo de conocimiento”.