Un jurado popular decidirá el futuro de Leonardo Hisa y los hermanos Kevin y Alexis Guerrero. Norma Carleti fue asesinada el 5 de marzo del 2018 de 50 puñaladas en Tunuyán.

El crimen de Norma Carleti, asesinada en marco del 2018 en su casa de Tunuyán, sigue sumando capítulos. Ahora, según trascendió, se espera que durante los primeros meses del 2021 se realice el juicio. 

Al momento del crimen la víctima se encontraba en un proceso de separación con su exesposo, el empresario Leonardo Hisa. Ambos estaban atravesando una situación que había despertado un importante conflicto económico. 

Debido a esta situación Hisa fue uno de los principales apuntados por el crimen, más precisamente fue señalado como autor intelectual del mismo. Además de Hisa se encuentran detenidos los hermanos Kevin y Alexis Guerrero, que habrían sido quienes asesinaron a Carleti.

En este contexto trascendió que los acusados serían juzgados por un jurado popular (Juicio por Jurado). Así lo decidió la Corte Suprema de Justicia de Mendoza. 

Es que, apremiados por los tiempos, el Máximo Tribunal dispuso que el Caso Carleti vaya a un juicio por jurados pese a que la defensa de los hermanos Guerrero habían cuestionado ese proceder alegando que los jurados estarán “contaminados” por la repercusión mediática que tuvo el caso. 

Lo que por ahora no se puede especificar es el lugar en el que se realizará el procedimiento, aunque muchos apuestan a que será en el propio departamento de Tunuyán. 

Norma Carleti fue asesinada de más de 50 puñaladas durante el domingo 5 de marzo del 2018 en su casa. Lo que más llamó la atención de los investigadores fue que los atacantes huyeron sin robar nada. 

Además de Hisa y los hermanos Guerrero, también estuvo implicado en el caso Juan Carlos Guerrero, padre de los dos acusados, y quien trabajaba para Leonardo Hisa. Habría sido este quien ofició como mediador entre sus hijos y quien era su patrón. 

CEn la misma línea es importante resaltar que Hisa accedió al beneficio de la prisión domiciliaria a raíz de los problemas de salud que sufrió en la cárcel, donde bajó significativamente de peso porque se negaba a comer.