Estará emplazado en la ex maternidad del viejo hospital Emilio Civit, lindante a Eureka. El predio se completará con un jardín botánico y un área gastronómica que se sumarán al espacio fotográfico Máximo Arias.

El célebre mendocino Joaquin Lavado, “Quino”, tendrá un su Mendoza natal un espacio cultural que no sólo llevará su nombre, sino que albergará su estudio de trabajo, en estado original, quedando así en la provincia una parte de su legado patrimonial y cultural.

El ministro de Planificación e Infraestructura Pública, Mario Isgro, acompañado por parte de su equipo y el director de Patrimonio, Horacio Chiavazza, se reunió con Julieta Colombo, sobrina de Quino, para darle a conocer el proyecto que se emplazará en el Parque General San Martín donde funcionó la maternidad del viejo hospital Emilio Civit.

El sitio elegido forma parte del eje cultural que comienza en el Museo Municipal de Arte Moderno de Mendoza, Teatro Quintanilla y Biblioteca R. Tudela, continua su camino pasando por la Mansión Stoppel – Museo Carlos Alonso, atraviesa los emblemáticos Portones del Parque General San Martín y llega al Espacio Fotográfico Máximo Arias.

El proyecto liderado por el equipo de la Dirección de Arquitectura e Ingeniería y otras áreas del Ministerio de Planificación e Infraestructura Pública, contó también con el aporte y participación del Ministerio de Cultura y Turismo.

El mismo está enmarcado en un programa integral de fortalecimiento de la infraestructura verde de la provincia mediante la construcción del primer jardín botánico de Mendoza (a un costado del predio actual del vivero provincial) que acompañará a otros espacios deportivos y recreativos existentes como el ecoparque, el pump track municipal, el parque deportivo de montaña, el parque de los pueblos originarios.

Según las estimaciones oficiales, antes de fin de año podría abrirse el llamado a licitación para comenzar a ejecutarlo con el presupuesto 2022.

Detalles del proyecto

El nuevo centro cultural está proyectado en vinculación directa con un jardín botánico, de 24.000 metros cuadrados, que sigue modelos europeos como el de Barcelona y Londres o como el de Montreal, en Canadá. El fin es materializar la idea sobre ecología y la conocida filosofía sobre el cuidado del planeta que Quino plasmaba en sus viñetas.

La propuesta integral busca revalorizar la figura de Quino en las diferentes facetas de su obra, articulando la dimensión patrimonial, cultural, recreativa y educativa. Por esto, el proyecto está orientado a generar un nuevo espacio de encuentro, diverso e inclusivo para toda la ciudadanía.

A su vez, este primer jardín botánico que tendrá la provincia, buscará rescatar el valor higienista original que tuvo Carlos Thays. Esta mirada plantea el reordenamiento de usos y avances no planificados de los predios linderos.

En este mismo sentido, el proyecto busca recuperar el predio del antiguo Hospital Emilio Civit, como espacio verde de uso paisajístico, cultural y ambiental, contemplando el sentido histórico que conlleva.

La restauración y refuncionalización de los edificios existentes, antiguamente destinados a diferentes usos del hospital, están incluidos en el proyecto que pretende visibilizar, reinterpretar el valor arqueológico del lugar y dejarlo plasmado de manera sugerida y abstracta en el nuevo proyecto de jardín.

En el lugar donde funcionó el área de aislamiento de la antigua maternidad se emplazará el espacio cultural Quino. En tanto, la segunda maternidad de lenguaje moderno se utilizará como espacio de apoyo técnico para el jardín y el edificio más contemporáneo -originalmente de rayos- será el archivo documental patrimonial de Mendoza.

Por otra parte, la casa de las monjas ubicada en la esquina de Lencinas y Padre Contreras, se reformará para generar un sitio gastronómico y finalmente, la antigua capilla se convertirá en un espacio para la música.


-->