El juez federal acusado de enriquecimiento ilícito cuenta con varios bienes que no podría justificar.

El juez federal Walter Bento fue imputado la semana pasada por enriquecimiento ilícito y lavado de activos. Es que el magistrado está acusado de ser el “jefe” de una banda que se dedicaba a cobras coimas a personas o detenidos para recibir favores judiciales. 

Los investigadores creen que, además de obtener dinero de maniobras ilícitas, Bento buscaba la forma de blanquearlos. En este punto de la causa está involucrada casi toda su familia. 

La esposa de Bento, Marta Isabel Boiza, también fue acusada por los delitos. En tanto dos de sus hijos (Luciano y Nahuel), si bien fueron señalados, aún no están involucrados legalmente en la causa. 

Para el fiscal Dante Vega, el juez federal Bento no puede justificar todo el patrimonio que posee pese a que suma $1.766.302 de sueldos entre el suyo, el de su eposa, y el de dos de sus hijos. 

En cuanto a propiedades, Marta Boiza posee dos departamentos en el hotel Premium Tower Suites y un lote en el barrio Palmares. En tanto su hijo Nahuel posee 3 departamentos en Palmares y una cochera en calle Pedro Molina, y su hijo Luciano cuenta con un departamento en Palmares. 

En cuanto a los vehículos figuran una camioneta VW Amarok (único bien a nombre de Walter Bento), un Audi A3 2018, un Audi S3 2017, y una camioneta Audi Q5 modelo 2019. 

También figuran una serie de viajes al exterior de Walter Bento y su esposa. Entre ambos realizaron, entre 2017 y 2021, un total de 43 viajes.


-->