Así lo aseguró Mauricio Converti, vocero de Canchas Unidas de Mendoza, que además advirtió: “ya son 20 las canchas que cerraron sus puertas

Tras los anuncios de una nueva etapa de distanciamiento social en la provincia –que tendrá vigencia hasta el 18 de agosto–, representantes de Canchas Unidas de Mendoza remarcaron que la situación del sector “es crítica” y responsabilizaron al Gobierno por “no dar ningún tipo de respuesta” para alivianar el presente de “cientos de mendocinos” que dependen de esta actividad.

“La única forma en que nos permiten trabajar es dando clases a las escuelas de fútbol, una situación inviable para un lugar comercial. Sería más costoso abrir las canchas que dejarlas cerradas”, manifestó Converti.

“Más que una ayuda, los créditos que ofreció el Gobierno son el último empujoncito que necesitamos para desaparecer”, aseveró Converti. Finalmente, desde Canchas Unidas de Mendoza aseguraron a este medio que solicitaron “una audiencia urgente con el gobernador Rodolfo Suarez y  la ministra de Salud, Ana María Nadal,  para resolver esta situación lo antes posible” y evitar un “desmadre irrecuperable” para las canchas de fútbol 5 de la provincia.

Por último, Gustavo López, encargado de la parte de comunicación de Canchas Unidas, contó a Unidiversidad: “En esta semana buscaremos acordar la fecha de la reunión” con el objetivo de tener una definición del tema “no más allá de la semana que viene”.

LEER TAMBIÉN

Las idas y vueltas de un problema sin solución                                                                                              

Todo comenzó a principios de julio, cuando las autoridades de la ciudad de Rosario autorizaron el “metegol humano” con el objetivo de reabrir los predios con canchas de fútbol 5 para evitar una crisis mayor a la que ya se había vislumbrado en el sector durante los primeros meses de cuarentena. Luego, varias provincias tomaron como base este modelo y dieron la bienvenida nuevamente al fútbol amateur, con los protocolos y cuidados correspondientes.

Enterados de esta situación, los representantes de Canchas Unidas de Mendoza presentaron una propuesta concreta al subsecretario de Deportes, Federico Chiapetta, que mostró todo su apoyo para que se pudiese llegar a un acuerdo con el Gobierno.

Así, un par de semanas atrás, luego de la reunión que tuvieron los propietarios de los predios con canchas de fútbol 5 con el subsecretario de Deportes, Federico Chiapetta, se acordó que la actividad no comenzaría hasta la siguiente semana, “siempre y cuando no crecieran los casos de coronavirus”. Luego, ante el avance de los casos de COVID-19, las autoridades provinciales congelaron la propuesta del metegol humano y los problemas económicos se profundizaron para el sector.

Por ello, desde Canchas Unidas advirtieron que “los próximos días serán fundamentales” para vislumbrar el “futuro de decenas de familias mendocinas” que temen en lo inmediato “por su trabajo y el futuro de sus seres queridos”.

Fuente:Udiversidad