Publicidad

10° Mendoza

Viernes, mayo 20, 2022

RADIO

ONLINE

Dólar Oficial

$123,7500

Dólar Ahorro/Turista

$204,45

Dólar Blue

$204,00

Dólar CCL

$211,58

Euro

$125,1267

Riesgo País

1945

10° Mendoza

Viernes, mayo 20, 2022

RADIO

ONLINE

La historia de Federico Mazzoni, el argentino que fue ejecutado de tres tiros en Playa del Carmen

El gerente de Mamita’s Beach vivía hace casi 20 años en la ciudad mexicana. Otro crimen  en una región turística cada vez más invadida  por la violencia narco

Redacción
26/01/2022 15:42


Federico Mazzoni, el argentino asesinado mientras trabajaba como gerente de un club gastronómico de la localidad mexicana de Playa del Carmen, recibió tres balazos en la cabeza efectuados con dos armas diferentes y sus atacantes huyeron en moto de agua luego del crimen, el cual se presume está vinculado a la disputa territorial por la venta de drogas al menudeo, informó a Télam el fiscal general del estado de Quintana Roo.

"Lo que hemos podido reconstruir es el ingreso de dos personas al establecimiento que se le aproximan a Federico y lo dirigen hacia al baño, donde lo privan de la vida con tres disparos en la cabeza. Ahí estos sujetos salen corriendo y se van hacia la playa, abordando una moto náutica y se retiran", explicó el fiscal general de dicho estado de México, Oscar Montes De Oca Rosales, quien encabeza la investigación.

Faltaban 20 días para que Federico Mazzoni cumpliera exactamente 20 años como residente en la ciudad de Playa del Carmen. Se había mudado a México en febrero de 2002, para escapar de la crisis económica y social de la Argentina en esa época. Hoy se conoció que fue ejecutado de dos disparos en la cabeza en un baño de su lugar de trabajo en un confuso episodio.

El estado de Quintana Roo acumula  en los últimos seis meses numerosos episodios de inseguridad protagonizados por bandas delictivas, incluido el asesinato de dos turistas canadienses dentro del principal parque turístico de la ciudad. El crimen del empresario argentino no hizo más que cristalizar este problema.

 

Mazzoni dejó la provincia de Córdoba y llegó a Playa del Carmen el 14 de febrero de 2002. Se trataba de una ciudad muy chica comparado al monstruo turístico en el que se convirtió en los últimos 15 años.

“Nosotros nos conocimos con Fede en esos días de 2002, yo me mudé a Playa del Carmen uno o dos días después que él”, le relató al portal Infobae Mercedes, una argentina que todavía vive en esa ciudad mexicana y que reconoce sentir cada día más miedo por la amenaza narco en la zona.

“Nos hicimos amigos porque simplemente nos unimos al grupo de argentinos que vivía acá. Esto era apenas un pueblito chiquito y todos los argentinos íbamos a las mismas fiestas. Acudíamos a las fiestas de la banda de uno llamado ‘El chino Moro’, que tenía un bar que se llamaba Gula-Gula. Éramos 30 o 40 gatos locos que nos conocíamos todos”, destacó Mercedes.

Según su amiga, Mazzoni empezó a trabajar en Mamita’s Beach hace al menos 15 años y de inmediato dedicó su esfuerzo pleno a mejorar el lugar. “Se puso la camiseta y no paró de trabajar. Pasaban los años y él estaba casi todo el día adentro del Mamita’s. Las únicas veces que lo veías fuera era en algún asado con amigos, solo ahí”, completó Mercedes.

Con su tonada particular de los cordobeses, Federico se enamoró de la comida y los tragos mexicanos y logró convertirse en una persona muy querida y respetada en el ambiente del turismo.

En paralelo, Mazzoni se puso en pareja con otra argentina, llamada Bárbara, y estuvieron juntos casi 10 años. Durante ese lapso, forjó una relación casi de padre e hijos con los tres chicos que ella había tenido en una relación anterior.

“Fede era un laburante del carajo y todos lo querían. Y él estaba re agradecido a México, siempre repetía que era su segunda casa”, agregó Mercedes.

De la misma forma se mantuvo Victoria Mazzoni, la hermana menor de Federico, que vive en Córdoba junto a otros tres hermanos mayores de la víctima del asesinato: “Tenía amigos muy cercanos. A mi hermano lo han querido y amado muchísimo, siempre fue muy querido”, explicó Victoria al canal A24.

Aún se desconoce el motivo del asesinato de Mazzoni, pero tanto su hermana como su propia amiga Mercedes, apuntan a un crimen relacionado directamente con la violencia narco.

“Durante mis primeros tres años acá, Playa del Carmen era un lugar de ensueño. Pero a partir del 2007, 2008 empezaron a llegar los narcos y esto cambió por completo, en todos los sentidos”, detalló Mercedes a Infobae.

“De hecho, yo hace años que no iba al Mamita’s Beach porque se convirtió en un lugar de malandras y se llenó de narcos. Los visitantes que iban ahí cambiaron por completo”, agregó.