¿Quieres recibir notificaciones de noticias?

Gran Hermano: Julieta le paró el carro a Alfa

¿Quieres recibir notificaciones de noticias?

Publicidad

18° Mendoza

Sabado, febrero 04, 2023

RADIO

ONLINE

Dólar Oficial

$195,0000

Dólar Ahorro/Turista

$341,95

Dólar Blue

$379,00

Dólar CCL

$362,95

Euro

$203,6821

Riesgo País

1845

18° Mendoza

Sabado, febrero 04, 2023

RADIO

ONLINE

Gran Hermano: Julieta le paró el carro a Alfa

La chica buenita se olvidó de su papel dentro del reality y se descontrolo en contra de Walter

Redacción
06/12/2022 10:39

Por su tono de voz, su estilo despreocupado y de eterna adolescente sumado a su pasado trabajando en programas juveniles hizo que Julieta se ganara el apodo de 'Disney'. Y aunque por lo general elije mantenerse ajena a los conflictos y jugar su juego en voz baja dentro de Gran Hermano 2022, esta semana se sacó.

Todo comenzó cuando Alfa estaba en el patio quejándose con Romina y Cata de los compañeros que se la pasan criticando a otros. Fue bastante duro al hablar de ellos y Julieta no se lo bancó.

En un primer momento, intentó con cierta timidez decirle lo que pensaba, pero al ver la reacción del caballero, terminó explotando.

Alfa: la mayoría de las cosas que se hablan en el confesionario, las hablé ayer yo. Todos critican...

Julieta: igual Alfa, ayer sí estabas hablando mal de alguien

Alfa: no estaba hablando mal nena, no. No te lo permito

Julieta: sí, es cualquiera. Vos salís a decir que tu mamá era una reina que tu hija es una reina... ¡todas somos reinas

Alfa: no, estás confundida. Una tipa que se acuesta con un tipo delante de 10 personas...

Julieta: ¡Es una dama igual! Me saca, siempre críticas a todos

Alfa: sácate

Julieta: después te vas a hacer el pobrecito al confesionario. Te haces la víctima... sos el primero que critica a todos, decís que le pegarías un cachetazo a Agustín. Yo te escucho, no digo nada, pero te escucho. Siempre críticas a todos...

Alfa: no nena, no tengo ganas de hablar con vos. No me interesa. Hace tu juego. Yo digo quién es una dama para mí nena... seguí tu juego

Julieta: ¡No me digas nena! ¿quién sos?

Alfa: anda

La pelea quedó ahí porque el resto de los presentes intentó aplacar su enojo, pero la realidad es que todos los ánimos se caldearon.