El bono de $5.000 que cobraron los jubilados por orden del Gobierno Nacional, sufrieron descuentos en algunos casos. Lo mismo con el subsidio que recibieron los beneficiarios de la AUH. Estas denuncias llegaron a diversas oficinas municipales y a Defensa del Consumidor de Mendoza que ordenó a los bancos restituir lo quitado.

Según la norma hecha por la oficina gubernamental “es evidente que se ha llevado adelante, de manera determinada y con un alcance que en principio parece ser generalizado, descuentos en dichos subsidios que no resultan legalmente viables”.

En ese sentido, Defensa del Consumidor recordó, a través del Boletín Oficial, que el decreto por el cuál se ordenó pagar el bono indica que “los subsidios extraordinarios otorgados por este decreto no serán susceptibles de descuento alguno ni computables para ningún otro concepto”.

Por ello, se les ordena a los bancos a la “inmediata restitución de las sumas indebidamente retenidas a la cuenta del beneficiario, en caso de haber efectuado retenciones”.

Pero también se les obliga, teniendo en cuenta que había otro subsidio a pagarse en enero a que no se hagan retenciones indebidas.

Si los bancos no llegaran a cumplir con la devolución, Defensa del Consumidor podría sancionarlos y denunciarlos ante la Justicia y el Banco Central.
Fuente: Minuto Ya