El diario gratuito de Mendoza

de de

Mendoza

Internacional Tailandia Martes, 10 de Julio de 2018

¡Hubo milagro! Rescataron a los 12 niños y al entrenador atrapados en la cueva

Luego de varios días en los que realizaron operaciones de salvamento, todos los nenes y el técnico fueron rescatados

Los 12 niños y el entrenador de 25 años del equipo juvenil fueron rescatados este martes de la cueva del norte de Tailandia, luego de 17 días en los que realizaron operaciones de salvamento para sacarlos.

El nuevo liberado se sumará a los 12 niños que permanecen en el hospital provincial de Chiang Rai, donde se les realizarán exámenes para determinar su estado de salud después de abandonar este martes la cueva.


"12 jabalíes salvajes y su entrenador fuera de la cueva, a salvo", confirmó el equipo de buzos tácticos de la armada tailandesa (Thai Navy Seals) en su cuenta de Facebook. De acuerdo a este mismo comunicado, aún quedan cuatro socorristas dentro de la cueva que están próximos a salir.




También, hubo otras 4 personas -un doctor y tres miembros de la Marina- que abandonaron la gruta tras permanecer varios días en tareas de asistencia médica y psicológica al grupo de niños.

Los miembros de salvamento, junto a los niños, tuvieron que superar un complejo de laberínticas galerías parcialmente inundadas y con desniveles y visibilidad nula para alcanzar la boca exterior de la cueva.

Los trece -doce escolares de entre 11 y 16 años y su tutor de 25- se internaron en las galerías el sábado 23 de junio tras finalizar un entrenamiento de fútbol cuando una súbita tormenta comenzó a inundar la cavidad y les cortó la salida.


En total, 12 niños de entre 11 y 16 años y su instructor, todos miembros del equipo de fútbol infantil Mu Pa ("Jabalíes salvajes") se extraviaron en un extenso complejo en el norte de Tailandia el 23 de junio debido a las intensas lluvias de la temporada del Monzón, que inundó parcialmente la cueva mientras ellos estaban explorando su interior.

Inmediatamente fueron provistos de víveres y artículos de primera necesidad mientras se planeaba su rescate, que finalmente comenzó este domingo con un arriesgado operativo que involucraba el aprendizaje de técnicas de buceo por parte de los niños para luego atravesar el difícil camino.

El grupo estuvo desaparecido durante una semana, sin alimento, en la oscuridad y el frío, hasta que buzos tácticos lograron dar con ellos luego de atravesar casi tres kilómetros de recovecos y canales sumergidos.

El domingo, en la primera jornada de la evacuación, cuatro menores fueron rescatados y un día después otros cuatro emergieron de la cueva. Las autoridades pudieron, además, mejorar el proceso y acelerar los tiempos en cada operativo.

Al momento se reportó que todos los jóvenes que llegaron al hospital Chiang Rai estaban en buen estado de salud e incluso pidieron comer "Pad Krapow", un tradicional plato tailandés. Pero tras más de dos semanas de no comer nada y luego ingerir apenas algunas raciones, se les negó el pedido porque sus sistemas digestivos deben recuperarse.

    Seguí leyendo en Internacional