Mendoza,

de
de

 

Internacional

Puigdemont no volverá a España

Así lo aseguró su abogado. En tanto, la fiscalía en Bruselas aguarda la orden de la justicia española para cerrar el proceso judicial contra el ex gobernante.

5/12/2017

Paul Bekaert, el abogado del ex mandatario catalán, Carles Puigdemont aseguró este martes al diario L’Echo que su cliente no abandonará Bélgica y no volverá a España mientras haya órdenes de arresto vigentes.

La Fiscalía de Bruselas espera la notificación oficial por parte de la Justicia española sobre la anulación de la orden europea de detención y entrega contra Puigdemont que hizo el juez del Tribunal Supremo español Pablo Llarena.

El abogado de Carles Puigdemont asegura que el ex presidente catalán no volverá a España

Cabecera del auto dictado este martes por el juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena./ EFE

Cuando la reciba debería confirmar el fin del proceso judicial en Bélgica contra el ex presidente catalán y los cuatro miembros de su destituido gobierno que huyeron de la Justicia española fugándose a Bélgica. Ya no estarán sujetos a la tutela judicial belga ni a seguimiento policial para que no abandonen el país y estén disponibles para la Policía y la Justicia.

Puigdemont y los otros cuatro, como cualquier ciudadano europeo, podrán residir en Bélgica sin necesidad de permisos de residencia o de trabajo y por un período indefinido. Tendrán que registrarse ante la autoridad local de su lugar de residencia. Si no trabajan deben demostrar que tienen medios suficientes para su manutención. Los delitos por los que son acusados en España prescriben tras 20 años.

También pueden moverse por Europa al no haber en curso una orden europea de detención y entrega, aunque la Justicia española podría volver a emitirla en cualquier momento.

El abogado de Carles Puigdemont asegura que el ex presidente catalán no volverá a España

De izquierda a derecha y de arriba a abajo: el ex presidente del Gobierno catalán Carles Puigdemont ,el ex consejero de Salud Antoni Comin, el de Cultura Lluís Puig , de Agricultura Meritxell Serret , y de Enseñanza, Clara Ponsatí "refugiados" en Bruselas. / EFE

 

La Justicia belga entiende que el juez español no quiere que los jueces belgas entreguen a Puigdemont a España restringiendo los delitos por los que puede ser juzgado. España lo acusa de rebelión, sedición, desobediencia a la autoridad, prevaricación y malversación de fondos, delitos que pueden acarrear una pena de hasta 30 años de prisión.

Si Puigdemont y los otros cuatro eran entregados con limitaciones sobre los delitos por los que podían ser juzgados, hubieran estado en mejor situación que los procesados que se quedaron en España.

Bélgica respira. Su sistema judicial no debería ser ya responsable de la suerte de Puigdemont, un huésped incómodo que estuvo a punto de provocar una crisis en el gobierno belga por el apoyo que recibió de los nacionalistas flamencos mientras el primer ministro Charles Michel, tras algunas dudas iniciales, se alineaba con el gobierno de Madrid.

A la entrada a la sede del Consejo Europeo, donde se reúnen hoy los cancilleres del bloque, el español Alfonso Dastis, preguntado sobre si Puigdemont debería volver a España, dijo que “allá él, si prefiere seguir disfrutando de la ópera y el buen tiempo de Bélgica, mejor para él”.

Puigdemont acudió la semana pasada a la ópera en Gante. Los termómetros belgas llevan una semana rondando los 0 grados, llueve a ratos y hace días que no sale el sol.

Te puede interesar

te puede interesar también...
Visitá la sección Internacional