Mendoza,

de
de

 

Economía

Pera: la diferencia entre lo que recibe el productor y lo que se cobra en góndola trepa al 834%

El productor recibe $ 3 por kilo y al consumidor se le cobra $28 según un relevamiento de CAME

16/5/2017

La brecha de precios entre góndola y campo de los productos agropecuarios aumentó por segundo mes consecutivo en abril. En promedio los importes se multiplicaron por 5,56 veces en el trayecto desde que salieron del campo y llegaron al consumidor, un 5,1% por encima de marzo y un 17,1% por sobre febrero. Este comportamiento se debe al salto en la diferencia de principalmente cinco productos: mandarina, limón, acelga, pera y pimiento. 

Los datos surgen del Índice de Precios en Origen y Destino (IPOD) que elabora el Área de Economías Regionales de CAME para una canasta de 25 alimentos agropecuarios que se consumen en fresco. Para elaborar el indicador se tomaron los montos diarios online de los principales supermercados del país y más de 200 importes de verdulerías y mercados para cada producto. 

Los productos agrícolas con mayores brechas de precios en el mes fueron: la mandarina con una diferencia de 15,04 veces (1.403 %) la naranja con una distorsión de 13,02 veces (1.202 %), seguida por la pera 9,34 veces (834%), la manzana roja 8,54 (754 %), el limón 7,78 (678 %) y la acelga 7,19 (618 %). El producto con menos disparidad fue el huevo con 1,98 veces (98 %).

"Ni un caramelo"

Alberto Carleti, presidente de la Cámara de Comercio, Industria y Agricultura de Tunuyán y miembro del Directorio de la FEM, se mostró indignado con la brecha. Para el empresario con los $3 que recibe el productor por kilo de pera "no se compra ni un caramelo". Señaló además que de ninguna manera se justifica la diferencia de más de 800 % entre productor y góndola que hace que la fruta se esté vendiendo a $28 el kilo. La FEM pudo comprobar incluso que en algunos supermercados se comercializa a $30 el kilo. Carleti recordó además que por distintos factores la producción de pera cayó 60 % por lo que los productores deberían recibir más, cosa que no sucede. 

Las causas

Nuevamente el deterioro del IPOD en abril responde principalmente a los fuertes ajustes en los precios iniciales y finales de esos mismos productos u otros, señala CAME.

Acelga: los precios promedio al productor bajaron 16,2% (ya lo habían hecho un 52% en marzo) y los precios al consumidor subieron 10,6% (ya habían incrementado otro 2,4% en marzo). Así, la brecha de precios en este producto saltó de 5,45 veces a 7,19 veces.

Pimiento rojo: los precios promedio en origen se redujeron 32,3%, de $13,9 a $12,6 por kg, y los precios en góndola aumentaron 17,4% (de $55,9 a $65,6 promedio por kg). Así, la brecha de precios en este alimento subió 2 veces en el mes, desde 2,71 a 4,71. De todos modos, la brecha es menor al promedio.

Zanahoria: los precios promedio al productor bajaron 26,3%, de $6,1 a $4,5, y los precios al consumidor subieron 3,1% (de $18 a $18,5 promedio). Así, la brecha de precios en este producto subió de 2,93 veces en el mes pasado a 4,1 veces en abril.

Pera: los precios promedio en origen descendieron 10,9% y los precios en góndola aumentaron 2,4%. Así, la brecha de precios en este producto subió de 8,13 veces en marzo a 9,34 veces en abril.

Metodología del IPOD

El Índice de Precios en Origen y Destino (IPOD) comenzó a realizarse en agosto de 2015 como una herramienta para conocer las diferencias en el precio que se pagan por algunos productos alimentarios en el campo y en el mercado de consumo.

El relevamiento para elaborar el IPOD de abril se realizó en la segunda quincena del mes, con una cobertura geográfica nacional.

 

Para conseguir los valores de destino se relevan más de 200 precios de cada producto en la Ciudad de Buenos Aires, provincia de Buenos Aires, Corrientes, Córdoba, Entre Ríos, Santa Fe, Mendoza, Salta, San Juan y Santa Cruz. El relevamiento se complementó además con un monitoreo diario de los precios online de las principales cadenas de hipermercados.

 

Para obtener los precios de origen, se consultaron telefónicamente a 10 productores de cada alimento localizados en las principales zonas productoras de cada uno de esos alimentos.

A través del IPOD se busca conocer la variación en el nivel de precios en dos momentos de la etapa de comercialización de un producto alimenticio, precisa CAME. 

Estas etapas son:

- Precio de Origen: Precio que se le paga al productor

- Precio de Destino: Precio del producto en góndola

Así, la diferencia de Precio Origen-Destino indica la cantidad de veces que aumenta el precio del producto al comercializarse en góndola.

 

Te puede interesar

te puede interesar también...
Visitá la sección Economía