El diario gratuito de Mendoza

de de

Mendoza

Actualidad Descubierto Miercoles, 28 de Noviembre de 2018

Un ex saxofonista de Los Cadillacs planeaba matar al fiscal que lo mandó preso

Ignacio Alfredo Pardo, conocido como "Naco Goldfinger", fue condenado el año pasado por un robo a una parrilla

Ignacio Alfredo Pardo (52), conocido "Naco Goldfinger", había sido un pilar, el viento original del estilo ska argentino, el saxofonista original de los Fabulosos Cadillacs en discos como Bares y Fondas, Yo Te Avisé!, El Ritmo Mundial, y miembro de la banda desde 1986 hasta 1991.

Hoy, el viento para "Naco" sopla en un lugar muy distinto. Esta mañana, Pardo fue allanado en su celda en el pabellón número 6 del penal de San Martín, la Unidad Nº 48 del Servicio Penitenciario Bonaerense ubicada en José León Suárez, en un procedimiento llevado a cabo por efectivos del sector de Inteligencia del SPB. Le secuestraron un celular y una batería externa, cargadores, DVD, anotaciones.

Hubo otros cinco procedimientos realizados por la Policía Bonaerense bajo la firma de la jueza Andrea Rodríguez Mentasty y la fiscal Carolina Asprella en localidades como Villa Martelli, Munro, Boulogne, con sospechosos como un hombre de 44 años que gozaba de salidas transitorias.

La acusación contra "Goldfinger" y su cómplice: urdir un supuesto plan para asesinar al fiscal que logró que el saxofonista fuera condenado a ocho años de cárcel, el doctor Patricio Ferrari. En 2017, Pardo fue encontrado culpable y condenado a prisión por liderar una banda delictiva que le robó más de $80 mil a la contadora de la cadena de parrillas La Dorita.
Play

En los allanamientos realizados fuera de la cárcel se incautaron un fusil FAL, con 80 municiones; una granada FMK8; dos pistolas 9 milímetros, chalecos antibalas, pasamontañas, uniformes de la Policía Federal y handys sintonizados con la frecuencia policial.

El robo por el cual Pardo fue condenado ocurrió el 24 de agosto de 2015, cuando cerca de las 22 la mujer pidió un remís para llevar la recaudación de varios días del local ubicado en la calle Tiscornia 1040, en San Isidro. En ese momento pasó a buscarla un Ford Focus que manejaba un cómplice del saxofonista y algunos metros después, otro auto los interceptó.

La contadora fue golpeada y amenazada con una picana eléctrica y los delincuentes se apoderaron del dinero. De acuerdo a la investigación judicial, Pardo fue quien ideó la maniobra.

Seguí leyendo en Actualidad